En riesgo por lluvias, 17 mil capitalinos

Metrópoli 17/07/2014 00:59 Actualizada 03:30

Un promedio de 17 mil ciudadanos que habitan la zona norte del municipio de Querétaro tienen riesgo de alguna posible contingencia pluvial, por lo que el gobierno del estado brindará todo el apoyo necesario a las autoridades municipales, para tomar las medidas de infraestructura hidráulica que se requieran y reducir significativamente este riesgo latente, reconoció el secretario de Gobierno, Jorge López Portillo Tostado.

El funcionario estatal explicó que más allá de las obras hidráulicas que, sin duda, tendrán que realizarse y de la inversión que se requerirá para ello. El objetivo fundamental del gobierno estatal es, en primera instancia, mantener a salvo la vida y el patrimonio de los queretanos que se ubican en las zonas de mayor riesgo.

“Según las proyecciones que tenemos, existen 17 mil personas que están domiciliadas en este tramo que hemos recorrido. Recordemos que el control de la Cuenca de El Salitre ya lo tenemos, pero requerimos dar atención a la cuenca de Santa Rosa, que es donde encaja el proyecto de la nueva presa que se llamará El Salto”.

En este contexto, Jorge López Portillo destacó la participación de la 17 Zona Militar en Querétaro, con la dirección del comandante Ángel Prior, en las recientes contingencias ocurridas hace algunos días en esa zona del municipio. El secretario de Gobierno, también solicitó no “bajar la guardia” ante la eventualidad de nuevas contingencias, toda vez que a la temporada de lluvias todavía le restan algunas semanas para la conclusión de su ciclo.

Destacan trabajo de maquinaria

De cualquier manera y gracias a que las condiciones climatológicas lo permiten, el funcionario estatal destacó la disponibilidad para qué maquinaria del gobierno estatal se encuentre a marchas forzadas, desazolvando el dren El Arenal, el cual sufrió los estragos de la reciente tormenta que inundó a varias colonias, en los fraccionamientos de Jurica y Juriquilla propiamente.

Una recomendación que realizó el secretario de Gobierno a los habitantes de estos dos fraccionamientos, luego de verificar las estructuras de los inmuebles que resultaron afectados por las intensas lluvias, es que las bardas “límite” de estos inmuebles no sean construidos en el cauce, ya que es del dominio federal.

“Ya acordamos con el municipio de realizar una revisión muy cuidadosa, y la cual estará delineada por la Comisión Nacional del Agua, para que sepamos con mucha precisión los limites federales, los riesgo hídricos que hay. Vamos a hablar con los vecinos para que se respeten estos lineamientos”, culminó López Portillo Tostado.