“Puede haber violencia contra comunidad LGBTTI”

15/06/2016
01:32
-A +A

Debido a que las iglesias violan el Estado Laico y los políticos no fomentan una cultura de respeto a los derechos humanos, Querétaro está expuesto a que se registren agresiones homofóbicas como las que ocurren en otros estados y en otras partes del mundo, como la que se suscitó en Orlando, Florida, aseguró Iván Paredes Trejo, vicepresidente de la asociación SOS Discriminación Internacional.

En días pasados se han presentado posturas de partidos políticos (como el PAN) y la Iglesia Católica, en contra de legalizar el matrimonio igualitario, aunado a las declaraciones del legislador priísta Mauricio Ortiz Proal, quien aseguró que por el momento no se debe tocar el tema en Querétaro, conductas que la agrupación consideró podrían desembocar en violencia contra la comunidad LGBTTI.

De acuerdo con el vicepresidente de la organización, se requiere que los políticos sean más sensibles hacia los temas de derechos humanos para impulsar un ambiente de tolerancia, toda vez que los comentarios que se han expresado hasta el momento, alimentan la posibilidad de que se presenten agresiones como las que ocurren en otras entidades.

“Si estos mensajes de la iglesia o de las iglesias o de estos funcionarios que están en contra alimentan la homofobia que existe en la sociedad, entonces necesitamos que los funcionarios que están más sensibles al tema, las instituciones, tengan mensajes positivos ayuden a impulsar un clima de inclusión y tolerancia, pero en lo contrario están empujando a más violencia”.

La Iglesia Católica así como las diferentes religiones que tienen presencia en Querétaro, se pueden expresar pero no incidir en la política, afirmó Iván Paredes, toda vez que se violaría el principio de un Estado Laico, tal y como ocurre en la actualidad. El activista pidió a los políticos de todos los partidos que no se dejen influir por las religiones, pues es necesario que se legisle en beneficio de la sociedad.

De igual manera el vicepresidente de la asociación SOS Discriminación Internacional, expresó su preocupación ya que no se ha instalado el Consejo Estatal para Prevenir la Discriminación, a pesar de que desde la administración pasada se había dado un plazo de 90 días; por lo que exhortó al gobierno estatal para que pongan en marcha tal organismo que debe fomentar la inclusión.

Aseguró que se tiene que llegar a todas las comunidades donde no hay educación, pues estos lugares es donde continúa arraigada una cultura machista y por tal motivo la discriminación se hace presente.