Reportan baja en reos con delitos federales

Metrópoli 09/08/2014 00:34 Actualizada 11:38

La población flotante de presos del fuero federal (que cometieron delitos castigados por autoridades de la federación) disminuyó 75% en cinco años, de acuerdo con información del subsecretario de gobierno, Alfonso Jiménez Campos.

En octubre de 2009 se registró una población de 440 reos, en números estimados y en la actualidad son 110, apenas 4% de los dos mil 700 que viven en los penales del estado.

“El número de reos es proporcionalmente, son mucho menores, estamos hablando de dos mil 700 internos, mientras que 110 son del fuero federal; hace cinco años cuando comenzábamos la administración, teníamos 440 internos”, comentó el funcionario.

Destacó que la portación de arma de fuego y el tráfico de drogas son los principales delitos por los que están condenados o en prisión provisional (en espera de sentencia) en los penales queretanos.

Además, recordó que durante el año en curso, las autoridades federales ordenan operativos de traslado a Centros Federales de Readaptación Social (Cefereso) lo que disminuye esta población.

“Están (presos) por portación de arma de fuego, fundamentalmente, y narcotráfico; hemos tenido también traslados a Ceferesos, a nosotros nos avisan horas antes para tener a las personas”.

En los números generales, informó que en los registros del Centro pos-penitenciario de la Secretaría de Gobierno del estado, 5% de quienes salen en libertad cometen de nuevo actos delictivos, que los llevan de regreso a la cárcel.

Jiménez Campos dijo que una vez fuera del penal se les brinda apoyo para conseguir un empleo, situación que no todos aceptan, o bien, cuando lo hacen, reinciden en los delitos; la mayoría de los cuales están relacionados con robos.

El subsecretario indicó que uno de los ejes importantes es el de la atención psicológica, que se brinda también para apoyar a las familias de los internos.

Al interior de los Ceresos, se reporta que más de 90% de los reos trabajan, la mayoría lo hace por obligación, “por ley los sentenciados tienen que tener actividad laboral”, lo que les permite tener ingresos para su familia.

“A todos los que salen se les brindan pláticas motivacionales y de psicología para ellos y su familia, para que puedan reincorporarse, esto es para todos”, aseguró.

Temas Relacionados
reportan baja reos delitos federales