Se presenta como un ícono de exclusividad

09/07/2016
01:28
-A +A

El complejo Central Park se presenta como uno de los desarrollos más exclusivos de la región. Cuenta con vivienda residencial, oficinas corporativas y un centro comercial “de los más completos y exclusivos de Querétaro”.

Ubicado en bulevar Bernardo Quintana, se plantea como sinónimo de proximidad, por su acceso a vialidades principales.

Durante su presentación en octubre de 2011, se informó de una inversión de mil 700 millones de pesos. El desarrollo residencial, comercial y de negocios generaría tres mil 171 empleos directos.

Se trataba del primer proyecto con alcance regional y, dentro de sus principales ventajas competitivas, se destacó su ubicación, a 20 minutos del aeropuerto y a 10 del corazón de la ciudad y del Centro de Congresos y Convenciones.

Se desenvuelve en un área de 78 mil metros cuadrados de construcción, distribuidos en cuatro torres residenciales; y dos edificios corporativos con helipuerto, en 37 mil 600 metros cuadrados.

El área comercial abarca 30 mil metros cuadrados; además, se dispone de 19 mil 800 metros cuadrados de estacionamiento.

En la presentación se habló de anclas departamentales, cines y un hotel enfocado al turismo de negocios, lo cual conllevaría una inversión adicional. Desde un inicio, pretendió ser ícono de referencia por su diseño, similar a proyectos de la Ciudad de México.

Residencial. Central Park cuenta con 116 apartamentos de siete tipos, “a fin de ofrecer la mejor opción para las diferentes necesidades de espacio de cada familia”.

De acuerdo con su sitio web, cada departamento tiene dos cajones de estacionamiento y en el acceso a las torres hay elevadores. Los edificios cuentan con planta eléctrica de emergencia, cisterna, cuarto de máquinas, subestación eléctrica y cuarto de telecomunicaciones.

Corporativo. La zona se integra por dos torres con 138 oficinas, sumando un total de 40 mil metros cuadrados rentables. El complejo cuenta con sistema de iluminación inteligente, estacionamiento subterráneo, seguridad con circuito cerrado de televisión las 24 horas y un sistema automático contra incendios y extracción de humo.