Se encuentra usted aquí

También toman caseta a Celaya

En señal de protesta, un centenar de transportistas bloqueó la autopista Celaya-México 045D, dirección Querétaro
FOTO: Ricardo Lugo
04/01/2017
01:30
Paulina Rosales
-A +A

En señal de protesta, un centenar de transportistas bloqueó la autopista Celaya-México 045D, dirección Querétaro con la intención de omitir el cobro del peaje a los conductores. “Repudio total por el alza en el combustible” es la primera de las consignas visibles, escrita con aerosol negro sobre un pedazo de tela, que cuelga en un camión de carga.

La Policía Estatal (PoEs) vía twitter, dio a conocer a las 3:00 de la tarde, que la caseta de cobro había sido tomada por manifestantes en ambos sentidos, sin afectar la circulación vehicular.

“Estamos desde las siete de la mañana del día de hoy (3 de enero). Nosotros estamos dejando pasar a todas las personas, porque no queremos que el diesel ni el gas suban”, dijo uno de los transportistas.

Durante casi tres horas, se ha registrado una afluencia de 365 vehículos, según reporta uno de los operadores que se mantiene en la caseta. Ninguno ha pagado la cuota correspondiente.

Camiones, tráileres, autobuses de pasajeros y vehículos, pasan por las plumillas abiertas. No hay señales de molestia en los conductores. La mayoría tocan el claxon en señal de apoyo; una minoría, no dice nada, se mantienen indiferentes.

Un billete de 100 pesos se asoma por la ventanilla de uno de los vehículos “No estamos cobrando”, dicen los transportistas y dicen en burla: “Ya pagó el presidente”.

El alza en los hidrocarburos les afecta según explican, porque la mayoría del pago que reciben por los fletes, se les va en el combustible. Sus ingresos no superan en ocasiones los mil 200 pesos, y como parte del trabajo, se mantienen entre 12 a 13 horas manejando, transportando los materiales de sus empresas. Este salario según comentan, no es suficiente para pagar la nueva cuota de la gasolina. “Se tiene que hacer algo”, insisten porque hay que sostener a la familia.

Los gritos se mantienen. Algunos incautos se detienen en las casetas, indecisos ven a los manifestantes, que los reciben con chiflidos y gritos. “Pasen, es gratis”, insisten. Los transportistas “se mantendrán hasta que sea necesario”.

Comentarios