Tratan asunto de trabajador

Metrópoli 02/11/2012 15:54 Actualizada 18:35

Por violar la Ley Federal del Trabajo al no ofrecer las condiciones laborales a sus empleados, carecer de una licencia de operación expedida por la autoridad municipal y presentar fallas en los planes de seguridad que establece la Unidad Estatal y Municipal de Protección Civil; la Secretaría del Trabajo en el estado determinó clausurar de manera temporal a la empresa de capital coreano, Sam Won, asentada en el Parque Industrial Querétaro.

En conferencia de prensa, el secretario del Trabajo, Tonatiuh Salinas Muñoz, dijo que la clausura temporal es una medida de seguridad para proteger a los 350 trabajadores que prestan sus servicios en la empresa y se mantendrán así en tanto que no se garantice que se cumpla con las condiciones de trabajo.

“Encontramos que no se estaban cumpliendo con diferentes conceptos contemplados en la LFT, uno de ellos es que no se estaban reconociendo la antigüedad de los trabajadores, no se están pagando horas extras, no se les están dando a los trabajadores de confianza días de descanso en fines de semana y todo esto atenta contra las condiciones laborales de trabajo, sin mencionar que también en los temas municipales se ha encontrado una ausencia de una licencia de operación, sin mencionar que a través de las inspecciones que ha hecho protección civil tanto en lo estatal como municipal, encuentran fallas en la seguridad y los planes de seguridad dentro de la empresa”.

El pasado lunes se publicarán fotografías, que posteriormente se pasaron en video, cuando un trabajador de la empresa proveedora de Samsung, es agredido físicamente por el capataz de origen coreano de la compañía.

El pasado 19 de octubre Jorge Alberto Zamora Esparza, presentó ante la Junta Local de Conciliación y Arbitraje en el estado, una demanda en contra de Sam Won por despido injustificado, para el 25 de octubre el trabajador llegó un acuerdo con la empresa y recibe por concepto de su liquidación por dos años de trabajo 54 mil pesos.

A la denuncia laboral, se sumó una que interpuso ante el Ministerio Público por lesiones, la cual sigue su curso y se está a la espera de la resolución que de la Procuraduría General de Justicia (PGJ) del estado.

Este viernes estaba llamado a comparecer el agresor del trabajador queretano y no asistió al citatorio por lo que la dependencia analiza las medidas a tomar.

Salinas Muñoz, informó que aun cuando la relación laboral entre empresa y trabajador se dio por terminada tras el acuerdo signado en la Junta, se tomó la determinación por parte de autoridades estatales, federales y municipales para conocer las condiciones laborales dentro de la empresa, detectándose diversas irregularidades.

Expresó que en Querétaro se está construyendo un clima de trabajo seguro, pero para construirlo no puede haber nada ni nadie por encima de los derechos de los trabajadores.

El tiempo que dure la empresa clausurada dependerá de la velocidad y compromiso de Sam Won para probar que cuenta con todas las condiciones generales de trabajo no podrá funcionar en tanto no se cumpla.

El secretario comentó, que ante la existencia de más casos de agresión se tomó la decisión de convocar a las empresas de la comunidad coreana, lideradas por Samsung, para que ellos conozcan en primer término el diagnostico que se hizo de todas las irregularidades presentes en Sam Won, para compartírselas y exigirles que estén al corriente con todas y cada una de ellas con el fin de prevenir que estos casos se sigan presentando.

En el estado operan 38 empresas coreanas con una plantilla de 12 mil trabajadores.

Precisó que las revisiones se harán, como se han venido haciendo en las 17 mil unidades económicas que hay en el estado, ampliándose las verificaciones, sin embargo pidió a los trabajadores a que acudan ante la Secretaría del Trabajo, a que denuncien si es que sufren de algún tipo de violencia al teléfono 2 27 18 00 ya que la queja es fundamental.

Hasta el momento, en la empresa Sam Won no se habían colocado las banderas de clausura y desde la entrada de la empresa se veía a personal laborando en la misma, sin embargo cerca de las 13 horas el director de la Unidad Estatal de Protección Civil, Gerardo Quirarte Pérez, había ingresado a la misma acompañado por personal de la Secretaría del Trabajo.