Largas filas, en el último día para pagar refrendo de autos

01/04/2016
01:47
-A +A

Largas filas y molestia por parte de los ciudadanos se apreciaron en el Auditorio Josefa Ortiz de Domínguez en el último día para pagar el refrendo vehicular.

Ayer venció el plazo para cubrir este trámite sin pagar la tenencia vehicular, por lo que cientos de contribuyentes acudieron para cumplir con su deber de tributar.

Las filas para ingresar al estacionamiento y para pagar en las cajas de la Secretaría de Finanzas llegaban hasta la parte externa del auditorio.

Algunos ciudadanos que acudieron a pagar su impuesto señalaron que tardaron hasta tres horas, además de que en el interior del lugar no había trato preferencial para personas con discapacidad y adultos mayores, por lo que tenían que esperar su turno de pie.

Tal fue el caso de José Francisco Álvarez, adulto mayor que refirió que la atención que recibió fue buena, pero que no pensaron en las personas de la tercera edad o con alguna discapacidad.

“Hay mujeres embarazadas, personas con alguna discapacidad, no les dan el trato especial… hay una fila para las ventanillas, no hay lugar para sentarse, hay que hacer fila de pie y a uno como discapacitado sí le cuesta trabajo”, explicó .

Se pudo observar personal de la Secretaría de Finanzas que preguntaba a los ciudadanos qué tipo de trámite iban a realizar, pues en esas mismas instalaciones se llevan a cabo altas y bajas de automóviles y cambios de placas, entre otros trámites.

A quienes iban a pagar el refrendo vehicular se les decía que podían pagar en tiendas de conveniencia o en bancos, aunque muchos ciudadanos comentaron que en los minisupers no había engomados.

Algunos otros ciudadanos se retiraban del lugar, tratando de pagar antes de que concluyera el día su pago de refrendo, para evitar el pago de la tenencia vehicular.

Por su parte, Félix Hernández, otro ciudadano que acudió a pagar su tenencia, comentó que, aunque tarde, los ciudadanos van a cumplir con su pago de impuestos y no es correcto que no los atiendan bien.

 

“Uno viene a cumplir, aunque sea tarde, pero no se vale que lo traten así, que lo tarden cuatro horas; se están tardando bastante”, agregó, al tiempo que achacó a la desidia de los ciudadanos que hubiera mucha gente pagando de última hora y se formaran largas filas.

Personal de la Secretaría de Finanzas informó que solo permanecerían abiertos hasta las 14:30 horas en el auditorio, por lo que solo atendieron a las personas que estaban formadas hasta esa hora.

Por la cantidad de contribuyentes que fueron a pagar su refrendo, en las inmediaciones del Auditorio Josefa Ortiz de Domínguez se observó una gran carga vehicular, puesto que los estacionamientos del recinto no fueron suficientes para la cantidad de ciudadanos que acudieron.