Héctor Moreno, con fractura de tibia

Deportes 30/06/2014 01:11 Actualizada 08:51

[email protected]

FORTALEZA.— Héctor Moreno no vio la inverosímil eliminación de la Selección Nacional de la Copa del Mundo de Brasil 2014. Fue lo de menos. El defensa central tiene algo más importante y doloroso que lamentar ahora: la fractura en la tibia izquierda que sufrió ante Holanda.

Sucedió tras aquel error de Francisco Javier Rodríguez que dejó a Arjen Robben frente a Guillermo Ochoa. Rafael Márquez y el aún zaguero del Espanyol intentaron detenerlo. Ambos le cometieron penalti, pero el futbolista del Bayern Munich cayó encima del sinaloense. Las consecuencias fueron catastróficas.

Fue llevado de inmediato a un hospital durante el medio tiempo. Tras practicársele los estudios médicos pertinentes, se diagnosticó la lesión. Aún no se define si será intervenido quirúrgicamente en México o España. Todo depende de su club.

El campeón mundial Sub-17 en 2005 se une a Juan Carlos Medina y Luis Montes, quienes tuvieron que pasar por el quirófano durante la etapa final del actual proceso. El Chapo también se rompió la tibia. Fue el 31 de mayo, en juego amistoso contra Ecuador, en Arlington, Texas.

“Con él, fueron tres [bajas] en todo el proceso”, recuerda Andrés Guardado. “Lamentable que tanto Medina, como El Chapito y ahora Héctor Moreno, queden fuera, lesionados”.

“Definitivamente es muy duro, aparte de la derrota, enterarnos de que se lastimó la tibia. Desearle una pronta recuperación, porque ha hecho un grandísimo Mundial y seguramente va a ir a un buen equipo a seguir su carrera”.

Aunque la transferencia podría postergarse, al menos, hasta el mercado invernal. La directiva de los Periquitos necesita liquidez y el zaguero mexicano es uno de los principales activos. El problema es que puede quedar fuera de actividad por medio año o más.

“Es una verdadera lástima lo que le ocurrió a Héctor. Nos duele mucho, porque nunca se lo deseas a alguien, menos a un compañero”, asegura Oribe Peralta. “Hubiéramos querido que no fuera tan grave. Ahora, no queda más que animarlo mucho”.

La lesión fue confirmada por el cuerpo médico de la Selección Mexicana. Pese al dolor y las complicaciones que conlleva, Héctor no tiene problemas para emprender el viaje de regreso.