Se encuentra usted aquí

Manning y Denver van por revancha

25/01/2016
05:33
-A +A

Denver.— El sueño de todo jugador de retirarse con el trofeo Vince Lombardi bajo el brazo podría convertirse en realidad para Peyton Manning, quien jugará el cuarto Super Bowl de su carrera, gracias a que los Broncos de Denver vencieron 20-18 a los Patriots de Nueva Inglaterra en la final de la AFC.

Y aunque Manning será la cara de los Broncos en las próximas dos semanas, se tienen que señalar al entrenador, Wade Phillips como un héroe casi anónimo, pues logró afinar una defensiva de élite, que ayer rescató a Manning en el momento más apremiante de la victoria.

Con 17 segundos para la finalización del partido y en cuarta oportunidad, los Patriots anotaron con un pase de cuatro yardas de Tom Brady a Rob Gronkowski.

Un punto extra fallado en el primer cuarto por el confiable Stephen Gostkowski, obligó a Nueva Inglatera a ir por la conversión. Gostkowski no había fallado un punto extra en 523 intentos que sumó hasta la fatídica patada de ayer.

El esquinero Bradley Roby salvo el partido al interceptar el pase de Brady y sellar el triunfo de los Broncos, que son el equipo que más Super Bowls han perdido (2-5).

El head coach de los Broncos, Garu Kubiak, es el primero en llegar al Super Bowl como jugador y entrenador del mismo equipo. Aunque, nunca jugó el partido grande, ya que el titular era John Elway.

Denver mejora su marca en Playoffs en casa 17-5 y ahora se colocan 8-2 (.800) en Juegos de campeonato de la AFC, el porcentaje de triunfos más alto en la historia.

Manning se olvidó de los casi 40 años de edad que tienen y las cuatro cirugías de espalda y cuello y se concentró en cometer los mínimos errores para lanzar 176 yardas con dos pases de anotación. Será el segundo Super Bowl para Manning con los Broncos de Denver luego de que perdió el XLVIII con los Seahawks.

Las dos anotaciones fueron al ala cerrada Owen Daniels, quien se convirtió en el primer jugador de los Broncos con dos anotaciones en Playoffs, desde Clarence Kay que lo hizo en 1987 ante los Oilers.

Peyton Manning ganó dos millones de dólares en incentivos por participar en el 70 por ciento de las jugadas de los Broncos en la final de la AFC.

La defensiva de los Broncos se volvió a mostrar como la mejor de la liga al aparecer en los momentos claves y presionar a Brady, a quien capturaron en cuatro ocasiones.

Brady terminó con 310 yardas por aire, dos pases de anotación y un pase interceptado. El quarterback de los ‘Pats’, sumó su segundo partido en postemporada con dos intercepciones en una primera mitad. El otro fue en la derrota 33-14 en el juego de comodín de 2009 ante los Ravens de Baltimore.

Al igual que en el juego de temporada de la Semana 12, los Broncos secaron a Nueva Inglaterra en tercera oportunidad, ya que el cuadro de Bill Belichick sólo pudo convertir dos de 15 ocasiones que tuvieron.