El Real, por más laureles; Atlético, a entrar en élite

Deportes 24/05/2014 01:01 Actualizada 03:30

[email protected]

Mientras el Real Madrid va por incrementar sus laureles en el plano europeo, en lo deportivo y en lo económico, el Atlético de Madrid, como Cenicienta, tiene la oportunidad de dar un paso gigantesco, para pertenecer a la élite futbolística.

Así analiza el consultor Rogelio Roa, director de DreaMatch Solutions, lo que se juegan ambos equipos madrileños este día en Lisboa, cuando se dispute la final de la Liga de Campeones de Europa.

“El Real Madrid va por el orgullo, por alejar los fantasmas que desde hace años le rodean, pero si pierde seguirá siendo el poderoso Real Madrid, en cambio el Atlético tiene mucho más que ganar. Es como el cuento de la Cenicienta... bueno, no tanto, no están tan jodidos”, comenta Roa.

“Lo que ha hecho el Atlético hasta ahora es muy meritorio con base en el presupuesto que maneja. En caso de que gane la Champions, se revalorizará. Los derechos de transmisión serán más, los bonos que da la UEFA aumentarán y los patrocinadores invertirán más”.

En todo caso, “el Atlético tiene la oportunidad de entrar a ese círculo élite de los clubes poderosos de Europa. El ganar la Champions es más que determinante”.

—Pero llegar a la final tiene su mérito, se le comenta.

“Mas no es suficiente. En 1999, el Madrid le ganó al Valencia la final. Al año siguiente los Naranjeros volvieron a la final y la perdieron (esta vez contra el Bayern Munich), y no pasó nada con ellos. Hasta Héctor Cúper (técnico del Valencia) se vino abajo. Esa barrera de no haber ganado se ha reflejado en que Valencia es de los mejores de España, pero en Europa está un escalafón abajo”.

—¿Es una Cenicienta el Atlético?

—Mmm... Más o menos, tampoco es un Almería. Es un equipo que se coló a la fiesta donde casi siempre llega la élite, pero no desmerece.

El Real Madrid, en cambio, más que buscar acrecentar su poderío económico, quiere la Orejona por honor. “Los Merengues ganan un dineral gracias a los cuatro principales músculos financieros de un equipo: derechos de transmisión, patrocinios, taquillas y mercadotecnia. Además del balance entre compra y venta de jugadores”.

A esto hay que agregarle la riqueza del presidente madrileño, Florentino Pérez. “Claro que sí. El hombre es un visionario. Él hizo de sus jugadores estrellas universales, como lo fueron Figo, Ronaldo, Beckham y ahora hace lo mismo con Cristiano Ronaldo. El Madrid es una marca poderosa por sí sola, pero la visión globalizadora de Florentino la ha hecho más poderosa, aunque con Florentino o sin él, el Madrid tiene seguidores hasta en Angola, y el Atlético no”.

Cuestión de dinero, que no está alejada del futbol.