Se encuentra usted aquí

Figo renuncia a pelear por la FIFA

22/05/2015
02:13
-A +A

Eternizado en el trono de la FIFA, Joseph Blatter ha hallado la forma de convertir las elecciones del poderoso organismo en un perenne entronización mediante un trámite burocrático. Eso es, al menos, lo que cree el ex astro portugués Luis Figo, quien ayer se retiró como aspirante al cargo, no sin antes divulgar una dura carta contra el suizo a través de las redes sociales.

“Este proceso electoral es cualquier cosa menos una elección”, denunció Figo, al tiempo de señalar a Blatter. “Este proceso es un plebiscito sobre la entrega del poder absoluto a un hombre, algo a lo cual me niego”, reprochó.

Por eso, “después de una reflexión personal y de haber intercambiado opiniones con otros dos candidatos, creo que lo que va a ocurrir el 29 de mayo, en Zurich, no es un acto electoral normal, y para eso no cuenten conmigo”, redondeó el luso.

Antes de la renuncia de Figo, el holandés Michael van Praag había anunciado su retiro de la contienda, para dejar al príncipe jordano, Ali bin Al-Hussein —vicepresidente de FIFA—, como opositor único de Blatter. Desesperada medida para darle batalla, aunque todos saben que la quinta reelección del eterno dirigente está garantizada.

“Hay en todo el mundo un verdadero deseo de cambio y de progreso”, abogó Hussein, tras conocer los retiros de Van Praag y Figo. “Si los miembros realmente quieren expresar ese deseo en la elección, entonces tenemos una muy buena oportunidad”, añadió.

Poco antes de su renuncia, Figo fue entrevistado por EL UNIVERSAL. Ilusionado entonces, descubrió su interés por postularse al máximo cargo de la organismo balompédico.

“La razón principal ha sido porque el futbol me ha dado todo lo que tengo y creo que este es lo momento de dar algo al futbol”, respondió Figo.

“Cuando estuve en Brasil, para el Mundial 2014, me quedé muy impresionado con las protestas de la gente contra la FIFA y, como desde hace algún tiempo siento vocación para ser dirigente, decidí que este sería el momento para estar disponible para ayudar el futbol y la FIFA a mejorar”.

Durante la charla precisó que su postulación no sólo representaba los intereses de los jugadores o ex jugadores, “sino también tengo propuestas para todos los sectores”.

¿Blatter es realmente invencible?

—Es difícil ganarle al señor Blatter, quien lleva muchos años como presidente, pero cuando las federaciones miran mi manifiesto se dan cuenta de lo mucho mejor que se puede hacer de forma inmediata. La mayoría de las personas con las que he hablado sienten que hay que cambiar, mas algunos no lo dicen abiertamente”, lamentó.

Ese hecho lo ratificó, con más severidad al anunciar su renuncia: “He visto con mis propios ojos a presidentes [de Federaciones] que, un día después de haber comparado a los líderes de la FIFA con el diablo, luego comparan a esa misma gente con Jesús”, explotó. “Nadie me contó esto, lo he visto con mis propios ojos”, remató.

¿Cómo evalúa la gestión de Blatter al frente de la FIFA?

—Seguro que en tantos años como presidente, el señor Blatter también ha hecho cosas positivas—, contestó. Lo que pasa es que es llegado el momento de cambiar, insistió, diplomático.

Es posible hacerlo de forma más eficaz. Dar más poder a las Federaciones, escucharlas más y tener su opinión en cuenta. Dar más apoyos financieros, técnicos o logísticos, ser más transparentes y abiertos a los adeptos, fundamentales para que el futbol siga siendo lo deporte mundial más grande.

Y aclaró: “No quiero ser presidente de la FIFA para tener todo el poder y decidir las cosas solo. Quiero tener una equipo fuerte, con gente de todo el mundo, y que sepa gestionar las cosas con competencia”.

Hace unas semanas denunció que no lo dejaron realizar una intervención en el Congreso de la Concacaf, ¿Se compite por la presidencia de la FIFA en un terreno parejo o hay dados cargados?

—Es muy difícil de batallar por los cambios cuando no hay las mismas posibilidades para todos... Muchas Federaciones me han dicho que están a favor de un cambio, pero no lo querían decir públicamente porque tienen miedo de lo que puede pasar después. Esto es un señal que las cosas no están bien. El futbol, a todos los niveles, debe ser un espacio de abertura y frontalidad, donde la gente no tenga miedo de expresar sus opiniones.

En su manifiesto propuso la introducción de tecnología para ayudar al arbitraje. ¿Es este rubro el más atrasado en el juego?

—Comprendo que el juego es atractivo también porque es simple y tenemos que tener cuidado con los cambios en las reglas, pero creo que se pueden introducir grandes mejorías con algunas cosas simples, utilizando las tecnologías, que cada vez más están disponibles para todos.

Usted ha mostrado una preocupación acerca del amaño de partidos. ¿Cómo lograr que el combate a este fenómeno se extienda a países como México y Latinoamérica para que ese esfuerzo no se quede sólo en Europa?

—Hay procedimientos que se están utilizando con resultados, como los sistemas de alertas rápidos en estrecha colaboración con las empresas del sector. Además, creo que tenemos que hacer un trabajo pedagógico fuerte con los niños para que este fenómeno no tenga margen para crecimiento.

¿Qué tan importante sería México en su gestión?

—Como titular de FIFA no puedes tener países favoritos, pero no puedo esconder que México es un país especial para mí. Desde que era jugador, pero también desde que dejé de hacerlo, me gusta mucho venir acá, ya sea de vacaciones o en trabajo. Respecto al futbol mundial es claro que México es uno de los países más importantes por la calidad de sus talentos y la pasión que tienen los mexicanos.

¿Sostuvo alguna charla con Justino Compeán, aún presidente de la Femexfut? ¿Qué le dijo?

—Ya lo conocía hace unos años, pero hablé con el como candidato más que una vez. Como siempre, fue muy amable conmigo.

En México existe la multipropiedad, incluso recién se disputó una final entre dos equipos de la misma familia. ¿Se revisará este tema?

—Hay cosas que tienen que ser analizadas cuando uno tenga los dados y ahora no los tengo, concluyó el hombre que ayer renunció al cargo.