Calificar daría paz a Torres Servín

Deportes 10/03/2013 02:46 Actualizada 09:48

Pumas ha recompuesto el camino, se aferra a los puestos de Liguilla, pero su técnico no dejar de estar nervioso. La única manera en que Antonio Torres Servín encontrará la paz es si los felinos consiguen la clasificación. Hoy van por dar un paso fundamental para su objetivo.

“Yo voy a estar tranquilo el día que logremos el objetivo de calificar [a la Liguilla]. Estamos trabajando para eso y estamos con la idea desde que empezó el torneo de trabajar para calificar. Si lo logramos, después vamos a querer más”, afirma convencido el entrenador auriazul.

Universidad Nacional visita en el estadio Cuauhtémoc al Puebla, equipo que le supera por apenas un punto en la tabla del Clausura 2013 (14 por 13 unidades). Es un rival directo para los Pumas en la búsqueda por lograr su objetivo.

La misión para los auriazules es aumentar a doce partidos la racha entre torneo de Copa y Liga sin caer. Su última derrota fue ante Tijuana (1-2) en el Olímpico Universitario.

Pese a que los auriazules han logrado mantenerse a la alza en los últimos duelo, Torres Servín aún siente que a su escuadra aún necesita tener mayor punzada al frente para no sufrir a lo largo de los encuentros por falta de talento para definir.

“El equipo necesita afinar aún más la definición, pero siempre he dicho que el equipo estaba funcionando y sólo faltaban los resultados. Ahorita estamos trabajando para seguir por el mismo camino”, considera.

La última vez que los Pumas visitaron el Cuauhtémoc se llevaron una dolorosa caída por 2-1.

No obstante, en lo que va de este semestre, ya enfrentaron a La Franja en dos ocasiones coperas, con empate en CU (1-1) y victoria en suelo poblano (3-0).

“Sirvió de mucho el partido del miércoles. Afortunadamente, se logró ganar, pero el del domingo [mañana] también va a ser un partido importante porque es la segunda mitad del torneo y se van complicando más los partidos. Entonces, hay que salir bien concentrados, con mucha disposición, no bajar los brazos y luchar todo el partido”, afronta Torres.

Los universitarios parece que han encontrado la fórmula para ser duros de vencer. Es el turno de repetir la dosis ganadora al Puebla con tal de mantenerse como un serio aspirante a estar en la Liguilla, para tranquilidad de su entrenador.