‘Checo’, a concentrarse

Deportes 01/11/2015 02:10 Actualizada 02:15

Sergio Pérez promete entrega. Llegó el momento de brindar su máximo esfuerzo para buscar retribuir a miles de aficionados que realizaron un esfuerzo económico por asistir a una competencia cuyas entradas están económicamente muy por encima de otros certámenes deportivos. A todos ellos, el piloto tapatío les dedica su actuación y les promete toda su entrega hoy en el Gran Premio de México.

“El mejor consejo que me han dado para esta carrera tan especial es enfocarme en mi trabajo, porque te gana la pasión de ver a toda tu gente haciendo el esfuerzo por comprar el boleto, por gritarte en la grada, todo eso te gana. Pero, al final, la única manera de corresponderles es dándole una gran carrera a mi público y por eso debo mantenerme concentrado”, admitió el piloto de Force India, que no puede caminar por el paddock sin ser abordado con solicitudes de fotos o autógrafos.

Con una mayor afluencia de persona en las gradas ayer en comparación del viernes, la ovación al paso del auto del tapatío creció. Cada giro de sus ruedas vino acompañado de gritos de apoyo, carteles, banderas mexicanas y todo elemento para poder expresarle a ‘Checo’ su apoyo incondicional. Para desencanto de los aficionados, Sergio no puede escucharlos por el ruido de su motor y los audífonos conectados a la radio para comunicarse con sus ingenieros.

“Desafortunadamente no se escuchan las ovaciones dentro del coche, pero puedo ver cómo se mueve la gente cuando paso por ahí cada que los saludo. Son momentos muy especiales para mí. La gente puede estar segura de que lo voy a dar todo, me brindaré el cien por ciento y más que eso. Estoy muy motivado. No hay carrera más especial que la de este domingo”, reiteró el ex volante de la escudería McLaren.

Antes de disputar la calificación, en donde terminó noveno para la largada de hoy, Sergio salió de los pits a saludar a su gente. Dijo que fue inevitable no sentirse orgulloso de sumar un granito de arena para lograr terminar con 23 años de ausencia de la F1 en México.

“Saber que fui un factor para que esta carrera se lograra me da un orgullo muy grande. Hay mucha gente detrás de esto, no sólo soy yo. Puse mi granito de arena, con mis resultados, mi constancia y mis cinco años en Fórmula Uno. Eso es importante, pero también agradecerle a la gente que hizo posible que esto pasara. Que se concretara un sueño para todo un país. México nos pone en el nivel que queremos estar y es una oportunidad de mostrarle al mundo lo grande que somos”.

Sobre la carrera, admitió que es muy difícil apostar a una parada en pits. Esto por las condiciones de la pista y lo mucho que se degradan los neumáticos en una pista que vive sus primeras rodadas.