Ya se cantó en casa

Juan Carlos Aranáz Perezgil

Semana de claroscuros tuvo el equipo de Gallos Blancos, que sumó seis puntos en el Torneo de Liga y un descalabro en el debut copero. Al más puro estilo defensivo de Ignacio Ambriz, el equipo queretano consiguió el primer triunfo de la temporada en el Estadio Jalisco, sobre unos Leones Negros que sin lugar a dudas, sufrirán mucho para mantenerse en la máxima categoría del futbol mexicano, un partido de bostezo donde un gol fue la diferencia a favor de los emplumados, pocas emociones, pocas variantes fueron el sello que dieron ambos equipos el domingo anterior en la capital jalisciense.

Dos días después, los queretanos se presentarían en el Torneo de Copa ante el equipo de Irapuato, que también regresa a la división de ascenso, y en donde el planteamiento táctico defensivo, no daría los mismos resultados que en el Jalisco. Una derrota que obliga a ganar la próxima semana en casa, para nivelar los tres puntos perdidos y buscar por diferencia de goles el punto extra que se otorga en cada llave de este desangelado torneo.

Llegó el viernes con la obligación de sumar tres puntos como locales, ante el Pachuca que nos diera la voltereta histórica, al final de Clausura 2014, para dejarnos fuera de la liguilla. Un equipo tuzo que es muy diferente al del subcampeonato anterior, llegó a la cancha del Estadio Corregidora a especular y tratar de conseguir un punto, no fue así.

Una primera mitad que fue pareja, donde Gallos tuvo algunas oportunidades de gol, que siempre en el último momento la zaga hidalguense pudo contener. Para la parte complementaria, al igual que el domingo anterior, cambió de manera radical con el ingreso de Antonio Naelson "Sinha", que una vez más se echó el equipo al hombro, y como es su costumbre, fungió como director de orquesta de la escuadra queretana; sin duda, el talentoso jugador brasileño será parte fundamental en el Apertura 2014. Otros que pasan por gran momento, son los también cariocas, William Da Silva y Camilo Sanvezzo, que marcó anotación por segundo partido consecutivo. Junto a Ricardo Da Silva y "Danilinho". Hoy el motor de Gallos Blancos, está hecho en Brasil.

Otro punto a destacar del equipo plumífero, es el orden y entendimiento que tienen Miguel Martínez y Yasser Corona, dando la seguridad hasta el momento, que hizo falta durante el semestre anterior. Por otro lado, el de plano no le encuentra "la cuadratura al círculo" es el ex mundialista Ricardo Osorio, que se nota desencanchado y por muchos momentos perdido dentro del terreno de juego, de continuar con ese desempeño, el cuerpo técnico deberá de hacer un cambio, al margen de la jerarquía o nombre de este o cualquier jugador; ejemplo contario, es la ausencia de Marco Jiménez, que en esta ocasión ni a la banca fue convocado, de verdad no entendemos la decisión de Ambriz.

La próxima semana se tendrá una muy complicada salida a tierras laguneras, oportunidad para que el equipo azul y negro demuestre de qué está hecho y despliegue el futbol que esta afición, al margen de las victorias, no ha visto. Un equipo de Santos que no saldrá a especular en su cancha, por lo tanto no se deberá de salir a jugar defensivo como es la fea costumbre en los partidos de visita.

 

La Frase del Domingo

"Es todo muy sencillo: si marcas uno más que tu oponente, ganas"  Johan Cruyff.

Comentarios