Tiempo de balance

No es cualquier cosa que el panismo haya sufrido la peor derrota electoral en su historia.
06/08/2018
06:44
-A +A

Varios amigos, compañeros en el Partido Acción Nacional (PAN) y colaboradores en el gobierno municipal, hemos comentado sobre los resultados de las elecciones del pasado domingo primero de junio de este año y hemos expresado nuestra opinión.

Sin involucrarme en comentar la actuación de otros organismos políticos —pues son ellos, sus integrantes, quienes deben hacer las evaluaciones correspondientes— considero que los militantes del PAN debemos expresar nuestras opiniones para así hacer un análisis más rico y profundo.

Los equívocos internos. Un primer aspecto que debe de considerarse y, desde mi punto de vista, cambiarse por los daños que ha causado, es el método usado de selección de candidatos.

El sustento de esta medida es reducir el desgaste que generan las pre-campañas y la elección interna. Por eso, para definir las candidaturas se optó por hacerlo con sustento en los resultados de las encuestas que se mandarían realizar. Quien resultara con mayor presencia e intención de voto, sería electo candidato.

El método, si se hubiera aplicado, daba certeza. Sin embargo, no fue así; en muchos casos no se consideraron los resultados de las encuestas y se nombraron candidatos que no estaban arriba en las preferencias. En otros, se optó por nombrar amigos e incluso, aspirantes no panistas.

Esta situación generó que los panistas de base hicieran una campaña de “brazos caídos”, que la militancia no saliera a defender al candidato y a los principios partidistas, como lo hacían tradicionalmente.

En segundo lugar, considero que fue un error concertar una alianza electoral con el Partido de la Revolución Democrática y con Movimiento Ciudadano con los que, aunque hemos coincidido en muchos proyectos políticos, no implicaba ir juntos en la contienda electoral.

En términos llanos, en lugar de sumar nos redujo votación, pues nuestro electorado nunca entendió para qué servía un acuerdo con estos partidos que poca coincidencia ideológica tienen con el PAN.

Las consecuencias.  Resultado de estos errores del PAN y específicamente de su dirigencia nacional, es necesario que los que encabezaron al partido en este proceso, dejen el Comité Ejecutivo Nacional.

Sucede en cualquier partido político del mundo que se precia de ser democrático y responsable: cuando se pierde un proceso electoral, la dirigencia renuncia a su cargo para que otros militantes retomen el rumbo, hagan los ajustes necesarios y se recomponga lo más pronto posible.

En el PAN eso es lo que debe suceder. Ni es ruptura ni es distanciamiento con nadie en específico: es una acción que debe ser consecuencia lógica de los resultados obtenidos.

No es cualquier cosa que el panismo haya sufrido la peor derrota electoral en su historia. Obviamente significa que la estrategia de la actual dirigencia no fue la correcta y, por consecuencia, es necesario cambiar de rumbo.

El próximo fin de semana (11 y 12 de agosto) se reunirán los integrantes del Consejo Nacional de mi partido para analizar, precisamente, el proceso electoral reciente, la coyuntura política nacional e iniciar el trabajo de renovación de nuestra dirigencia nacional. Es el punto de partida.
 

Futuro inmediato. La solidez del PAN radica en sus principios; es tiempo de retomarlos y hacerlos valer. Nuestra fuerza está en la militancia; es tiempo de devolverle sus espacios y su poder de decisión, retomando las fórmulas democráticas de elección de candidatos y dirigentes que siempre nos han distinguido.

Seamos claros y sinceros en el balance; humildes y autocríticos en la asunción de responsabilidades; solidarios y ecuánimes en las resoluciones y visionarios en los proyectos a seguir.

Querétaro y Guanajuato tenemos mucho que aportar, particularmente nuestras experiencias de gobierno municipal y estatal que, vale decirlo, fue avalada por los ciudadanos de ambas entidades, que ratificaron su acuerdo por seguir con gobiernos panistas.

El PAN tiene futuro al lado de la gente, como siempre lo hemos hecho.

Presidente Municipal de Querétaro

Comentarios