Sin siembra no hay cosechas

Ana Patricia Fernández

Este próximo sábado la selección de Ricardo Ferretti (al menos hasta este fin de semana será suya) se enfrentará al acérrimo enemigo de las barras y las estrellas  por el pase a la Copa Confederaciones. Mientras tanto, tras bambalinas, ya se prepara el relevo del ‘Tuca’…como si se tratase de una competencia de 4x100 en atletismo, donde cada atleta corre 100 metros en la pista, le cede la antorcha a su compañero y al final el triunfo o la derrota del último termina siendo de todos; en aquél deporte así se manejan las cosas, hay un momento para cada corredor.

Al parecer  en la Federación Mexicana de Futbol se están confundiendo un poquito de deporte y han considerado a lo largo de mucho tiempo que un ciclo mundialista debe ser llevado por diferentes entrenadores, situación que nos ha llevado justo a donde hoy por hoy estamos parados. Los malos momentos y los tristes resultados no son cuestión de casualidad, sino más bien son el resultado de una pobre planeación y una enorme cantidad de cambios sobre la marcha que alteran cualquier tipo de estrategia a largo plazo.

El sábado llegará la hora de la verdad. Un rectángulo verde será el escenario y 22 jugadores recogerán el pase...y digo recogerán porque bien dice la frase que las medallas se ganan en el entrenamiento y durante la competencia únicamente se recogen. Mientras tanto, seamos realistas, ¿cuánto ha entrado México? ¿qué plan ha existido? y además ¿qué idea futbolista mostrarán los jugadores durante el cotejo; la de José Manuel de la Torre, la de Víctor Vucetich, la de Miguel Herrera o la de Ricardo Ferretti?

Y es que en cuatro años se ha cambiado de entrenador cuatro veces con la intención de calmar las 'aguas', tranquilizar patrocinadores y aparentar que se está buscando el plan definitivo, pero la realidad es que nunca se ha tenido un proyecto a largo plazo que se pueda reflejar este próximo sábado, por lo tanto, no podemos esperar un funcionamiento sorprendente ante Estados Unidos.

La Selección Mexicana no puede cosechar algo que nunca sembró durante el entrenamiento, durante la continuidad, durante la constancia. Es por ello que el pase a la Confederaciones está en seria duda.

INEXPERTO

Si bien Juan Carlos Osorio, técnico colombiano que dirigirá al TRI, ya estuvo en México durante el 2012, sus resultados no son precisamente los mejores. De once partidos que dirigió al Puebla perdió siete y posteriormente fue cesado; ahora, sin conocer plenamente el futbol mexicano, dirigirá a la selección que representa el balompié Azteca.

Durante la semana, Vucetich comentó que habría preferido un técnico mexicano, por la misma situación. Alguien que conoce el funcionamiento del balompié de este país, sus cualidades y déficits, puede adaptar su idea futbolística mucho más fácilmente y los resultados se darán más rápido y de manera más eficiente.

SU SEGUNDO AIRE

Cambiando un poco de tema, Gallos Blancos se encuentra en un proceso complicado y agridulce; por una parte se encuentra lejos de la liguilla al estar posicionado en el lugar 12 de la tabla general con 15 unidades, pero a su vez ha patrocinado al actual líder de la tabla de goleo individual del certamen.

Emmanuel Villa se ha mostrado imparable ante la portería rival y ha desarrollado un nivel claramente superior al del resto de sus compañeros. El 60% de los goles de Querétaro han sido producto de este jugador, que esta etapa por la que atraviesa no es producto de la casualidad.

Puedo decirles que 'Tito' es de esos jugadores tan disciplinados que bajo ninguna circunstancia pospone su rutina, además, es de los primeros en llegar y de los últimos en irse, es lo que lo ha llevado a ser un jugador que, aunque ha tenido altibajos, sigue estando presente.

Comentarios