Que el dolor no me sea indiferente

Tanta gente que sufriendo

pasa días de gran dolor.

Está guerra consumiendo

quita al mundo su color.

 

Gaza pues en oraciones

corazón y palpitar.

Son tremendas las cuestiones

ya lo hostil debe cesar.

 

Sufro al ver a infantes muertos

en las fotos que han llegado.

Ya son áridos los huertos

ya la vida se ha opacado.

 

Las tensiones como pegan

es difícil no pensar.

Estos casos como friegan

no se pueden olvidar.

 

Nuevamente aquí yo pido

un “ya estáte” a Benjamín.

Que el bélico sonido

se transforme en un jardín.

 

Periodista

Comentarios