19/08/2019
07:08
-A +A

“La nación que se duerme, amanece esclavizada o muerta” Mustafa Kemal Ataturk

 

 

La frase anterior y atribuida al fundador de la República de Turquía parece cobrar vigencia en nuestro querido México, pareciera que millones de mexicanos permanecen dormidos ante la transformación que esta viviendo el país. Transformación que desde luego conlleva aspectos inclusive muy positivos pero que también trae consigo una serie de cambios extremadamente dañinos o peligrosos y que son los más. Cambios que me parece ponen en riesgo las libertades de los mexicanos. Los ejemplos abundan: la entrada en vigor de la nueva ley de extinción de dominio que permite al gobierno el decomisar y vender un bien de un ciudadano sin haberle otorgado y vencido en un juicio justo primero (pareciera regresar aquello de; “mátalos primero y después virigûas”), el ya famoso “Bonillazo”, la no recepción del informe de la CNDH por parte del Presidente López Obrador, etc., etc., etc..

Si lo anterior es preocupante lo que es angustiante es observar cómo millones de mexicanos que si bien se dan cuenta de lo que está ocurriendo y hacia dónde nos esta llevando la denominada 4T, realmente no actúan en consecuencia. La gran mayoría de esos millones solo critican las acciones del gobierno federal ante familiares y amigos. Por supuesto que es valiosa su crítica sin embargo es insuficiente si realmente queremos transformar de manera positiva a México.

Reitero, solo quejarse y burlarse del Gobierno de México y de sus integrantes no nos llevará a alcanzar el país que anhelamos, necesitamos hacer mucho más. Desear que una fuerza superior ilumine a los gobernantes actuales o que surja el líder magnífico que convoque a la mayoría tampoco es suficiente. Necesitamos entrarle a la vida pública del país (ojo participar en la vida pública no significa ni tener que ser servidor público ni tampoco diputado o senador). Necesitamos fortalecer las instituciones de la República y al mismo tiempo a las organizaciones de la sociedad civil, sobre todo a aquellas instituciones que defienden y garantizan una vida democrática. La forma de hacerlo es participando activamente en todas ellas.

Hoy percibo que es especialmente importante participar en un partido político. Sé que la propuesta hasta asco te da, sin embargo te invito a que consideres lo siguiente: a) Los países con los niveles más altos en cuanto a calidad de vida se refiere son democráticos y su sistema democrático funciona a partir de partidos políticos b) En México, nos guste o no, los gobernantes emanan, en su inmensa mayoría, de los partidos políticos. Por lo tanto me parece crucial que luchemos por que los partidos políticos en nuestro país sean fuertes y sanos. Ello redundará en gobernantes sanos, honestos y capaces. Sé que no hay un partido político ideal o que cumpla con todas tus expectativas sin embargo estoy seguro encontraras uno que razonablemente te convenza. Ahora bien, si los partidos existentes no te agradan te propongo des una mirada a los que se están gestando. México Libre es una opción que te sugiero valores.

Fuente de los Deseos: Ojalá los mexicanos nos demos cuenta que quejarse y criticar al gobierno no basta para que el país corrija el rumbo. Ojalá todos nos demos cuenta que es necesario dar un paso más y que participar en las instituciones que protegen a nuestra democracia tiene ya el carácter de obligación. Ojalá nos demos cuenta que el tiempo para lograrlo se acaba. Ojalá que como nación despertemos a tiempo, de lo contrario amaneceremos esclavizados o muertos.

 

 

Comisionado del CECA. @TAMBORRELmx

 

 

Comisionado del Consejo Estatal contra las Adicciones.

Twitter: @TAMBORRELmx

Comentarios