¡Oferta! ¡oferta! ¡Mensualidades sin intereses!

Arturo Maximiliano García

A estas alturas ya muchas personas estarán comprando sus regalos navideños, pero es importante tener presente que los últimos días de diciembre y los primeros de enero siempre seguirán plagados de ofertas en los comercios de la ciudad, tratando de atraer a los clientes que tiene aun interés en aprovechar descuentos no vistos antes de la navidad.

De hecho a veces suele ser conveniente esperar después del 25 de diciembre para hacer algunas compras, particularmente si fuiste de los afortunados en tener algo de liquidez una vez cumplidos tus compromisos de regalos navideños y otros relativos a lo que vendrá en enero.

Las ofertas u oportunidades de compra que nos presentan los comerciantes no siempre consisten en descuentos de precios, sino que ahora es muy común que nos ofrezca plazos para pago sin intereses.

En principio suena bastante atractivo ya que en lugar de desembolsar todo cuando llega tu estado de cuenta o de pagar los altísimos intereses si te la llevas con el mínimo, sólo estaremos pagando una cantidad que entre mayor sea el plazo menor será la mensualidad.

Hoy en día se puede encontrar plazos hasta de 48 meses sin intereses, lo que hace que las mensualidades se vean muy pequeñas. Sin embargo también es importante reparar  en que se trata de cuatro años donde mes con mes debes pagar esa cantidad.

Por lo anterior, antes de comprometerte a este esquema de pagos sin intereses, que ciertamente puede ser conveniente en algunos casos, es importante que estés consiente de algunos detalles:

  • Asegurarte que las mensualidades representan el costo del producto exactamente como si lo compraras de contado, de esa manera no te quedará duda que en realidad es sin interés.  De hecho se trata de una operación muy sencilla, toma el precio de contado de lo que quieres comprar y divídelo entre los meses que se promocionan como sin intereses, el resultado de esa división es lo que debes de pagar mes con mes, ni un peso mas.  Vale la pena hacer la operación matemática para estar seguros.
  • Recuerda que aunque no te cobren intereses estas comprometiendo dinero a futuro. En este sentido es muy importante que tengas claro cual será el ingreso fijo y seguro con lo que estarás pagando un costo que también será fijo y seguro. Si no tienes identificado ese ingreso cierto entonces por mas bajo que sea el pago mensual  probablemente se trate de algo caro tomando en cuenta que no tienes un ingreso fijo para pagarlo lo cual puede desequilibrar tus finanzas personales.
  • Tienes que tener en cuenta que la oferta de no tener intereses aplica siempre y cuando no te retrases en los pagos mensuales, por lo que el argumento de tener identificada la fuente futura de pago toma aun mas fuerza. Si te retrasas en tu compromiso se acaba la magia de los meses sin intereses.
  • Si en un principio tienes bien identificado de donde viene el ingreso seguro para pagar la mensualidad pero resulta que por cualquier razón dejas de tenerlo, has el esfuerzo por liquidarlo antes que se cumpla el plazo que te ofrecieron sin intereses. Puede ser que te hayas quedado sin trabajo que lógicamente era tu fuente de ingresos para hacer frente a muchos pagos fijos incluido el compromiso de lo que compraste a meses sin intereses, por lo que lo ideal es que valores usar tu liquidación para limpiar deudas que al no poder cumplirlas te generen intereses que se puede convertir en una bola de nieve.
  • Siempre pregunta si existe penalización por pago anticipado.  Esto es básicamente porque puedes tener la necesidad o incluso la estrategia de deshacerte de deudas fijas como lo son las mensualidades, sólo que en ocasiones te puedes encontrar que si pagas por anticipado te penalizan con una cantidad. Esto no es común en operaciones sin intereses pero de vez en cuando puede pasar por lo que nunca esta de mas hacer la pregunta.

En algunos casos estas promociones pueden ser extraordinarias, y el plazo sin intereses puede jugar a tu favor, incluso por el factor inflacionario. No tengas miedo a tomarlas cuando hayas considerado todo lo anterior. 

Comentarios