Marihuana: México, en la zona gris

17/06/2019
06:07
-A +A

Mientras en Estados Unidos, los grupos locales a favor de la legalización del consumo de marihuana con fines recreativos están trabajando a todo vapor para lograr su objetivo, en México vivimos en una zona gris donde para algunos es permitido, para otros es objeto de cárcel, en el que no hay un registro oficial de consumidores y donde no se pagan impuestos por su producción y su compra pero que al final sí está disponible para ser adquirida ilegalmente en cualquier lugar. Al momento que escribo esta columna, grupos civiles en Nueva York promueven en una marcha por las calles de esta emblemática ciudad la ley denominada “Marijuana Regulation and Taxation Act” pero en nuestro país ese régimen de excepción sólo existe para quienes de manera individual han acudido a los tribunales, como recientemente lo hizo el actor Gael García Bernal.

El consumo de droga y lo que implica en su cadena, es todavía un tema tabú en México. Hay una política, reflejada en la ley, de ataque a todo lo que implique producción, distribución, comercialización y consumo de cualquier droga, las cuales están plenamente disponibles en el mercado negro por cuya comercialización obtienen grandes ganancias. Pero el debate sobre el tema ha evolucionado, social y jurídicamente, en particular con respecto a la marihuana, sin embargo sigue siendo controvertido y una papa caliente para la mayoría de los políticos en funciones, más cuando se acercan las elecciones. Mientras tanto, algunos mexicanos pelean, pasito a pasito, por revertir esta política y están ganando por la vía de los amparos, algo similar a las victorias individuales que consiguieron otros movimientos como lo fue en su momento el LGBTI.

En nuestro país han sido varios los presidentes que se han manifestado a favor de legalizar la marihuana en su aspecto recreativo, sin embargo sólo uno lo hizo durante su mandato y contra la costumbre de nuestro sistema político, aquella iniciativa presidencial se fue a la congeladora. Tanto Vicente Fox como Ernesto Zedillo han sido dos ex mandatarios que se han manifestado a favor de dar ese giro en la política en materia de drogas, aunque ambos lo hicieron cuando ya no eran presidentes, incluso el primero aspira a ser productor eventualmente. Fue Enrique Peña Nieto, no el mejor recordado de los expresidentes, pero a quien algunos reconocieron por presentar durante su sexenio una iniciativa para la despenalización de la marihuana y el aumento permitido de posesión personal hasta 28 gramos, eso sí ya contando con el antecedente que la Suprema Corte había dado un primer fallo trascendental a favor de la asociación SMART y del consumo para uso lúdico de la marihuana, polémica sentencia cuyo proyecto fue elaborado por el actual presidente de la Corte, Arturo Zaldívar Lelo de la Rea. Este fallo abrió la puerta, pero no en automático.

Después de la elección presidencial de 2018 se le atribuyó a Andrés Manuel López Obrador, todavía como presidente electo, haber dado su visto bueno para que la senadora Olga Sánchez Cordero, en ese momento ya inminente secretaria de Gobernación, fuera quien presentara a nombre de Morena una iniciativa para legalizar la marihuana, quien argumentaba que se tenía que “replantear la política de drogas. Es momento de cambiar, porque siempre han sido un discurso polémico. El combate frontal a través de las armas solo ha producido más muertes. No estamos a favor de la liberación absoluta de las drogas, sino de la regulación del cannabis”. La iniciativa no ha sido discutida, ni parece prioritario hacerlo.

Hoy todos los canadienses y uno de cada cinco norteamericanos, pueden fumar marihuana de manera legal, mientras que la producción genera empleos formales e impuestos. En México sigue pendiente que nuestros legisladores dictaminen la iniciativa y se definan en favor o en contra, de lo contrario seguiremos en la zona gris y quizá también de simulación.

 

 

Abogado con maestría en Políticas Públicas. @maximilianogp

Abogado con Maestría en Políticas Públicas y Especialidad en Finanzas.

Universidad del Sur de California. 

Correo: [email protected] 

Twitter: @maximilianogp

Comentarios