La agenda

Josué Quino

—¡La agenda! No, hijo, a lo que me refería, es que iba a ver lo de la Agenda LGBT de Querétaro...

-Abuelito, ¿sí compraste tu agenda?
—¿Cuál agenda, hijo?
—Pues me dijiste que ibas a ver lo de la agenda.
—¡Ah! ¡La agenda! No, hijo, a lo que me refería, es que iba a ver lo de la Agenda LGBT de Querétaro.
—¿A poco hay una agenda especial para gays de Querétaro?
—No, no, no. A ver, te explico. Se le llama “agenda” a un documento que están trabajando diferentes organizaciones no gubernamentales, en la cual, después de discutir y analizar diferentes puntos de vista, se enumeran las necesidades que estas poblaciones necesitamos. 
—Pero nomás es el matrimonio entre personas del mismo sexo y que puedan adoptar niños.
—Eso sólo es parte de los puntos que la agenda plantea, ya que a lo largo de muchos meses estuvieron trabajando los temas generales y las cuestiones particulares. 
—¿Qué otros temas  aborda la agenda? Es que la verdad, no se me ocurre nada más.
—No recuerdo todos, pero uno de ellos tiene que ver con la necesidad de impulsar la creación de un INMUPRED, en cada uno de los 18 municipios del estado.
—¿Qué es eso?
—Es el Instituto Municipal para Prevenir y Eliminar la Discriminación. Previenen y buscan eliminar cualquier tipo de discriminación hacia personas discapacitadas, homosexuales, pobladores originarios, migrantes, niños maltratados en su hogares y fuera de ellos y trabajadoras del hogar . Creo que hasta ahora solo hay uno en el centro de Querétaro.
—Eso suena muy bien, abuelito. Creo que en todos los municipios de Querétaro hay un buen de indígenas que son maltratados.
 ¡Y más si son indígenas 
homosexuales!
—Me da gusto que ya empieces a comprender. El otro punto del que me acuerdo es que se destine el 10% del presupuesto de todos los programas de gobierno estatal y municipales a proyectos elegebetianos.
—¿No es mucho dinero?
—Las investigaciones serias sobre la cantidad de población LGBT en el mundo, aseguran que es entre un 10 y un 12%. Eso, suponiendo que nadie haya mentido. Y México no es la excepción, por lo tanto es un porcentaje adecuado, digo, si los homosexuales y los heterosexuales pagamos impuestos, justo es que ambos recibamos nuestros propios porcentajes, ¿no crees?
—Pues sí, suena lógico. ¿Y qué más se puso en esa agenda?
—Pues muchas cosas más, salud, educación, cuestiones laborales, pero lo que más se me quedó grabado es que solicitan apoyos para informar y difundir lo que en realidad somos la gente de cada una de esas letras: lesbianas, gays, bisexuales, travestis, transgénero, transexuales, intersexuales, y no inventen historias que sólo desinforman y predisponen a la sociedad.
—¿Tú crees que logren todo eso?
—Si las mujeres feministas lo lograron, también nosotros. 
—¿Quiénes son “nosotros”? 
—Esta vez estuvieron presentes integrantes del Frente Queretano por el Derecho a la No Discriminación y a favor del Estado Laico, que está conformado por más de 10 organizaciones, además de algunos integrantes de Teatro & SIDA, Fundación Quindel, y Caipaj, y varias personas que fueron a nivel personal.
—¡Fueron un montón! Y, ¿a quién le van a pedir todo eso?
—La agenda se la vamos a presentar a todos y cada uno de los candidatos, sin importar el partido al que pertenezcan, e informaremos a través de la prensa y de las redes sociales quiénes van a apoyar nuestra agenda y quiénes no, para que cuando la ciudadanía vaya a votar, sepan de qué lado masca la iguana.
—Abuelito, Querétaro es muy conservador.
—Hijo, los queretanos tienen hermanos, tíos, primos, amigos gays y lesbianas. Y votar por quienes los apoyan es demostrarles su amor. 

Comentarios