23 / julio / 2021 | 23:44 hrs.

Gallos ya huela a liguilla

Ignacio Silis González

Excelente martes a todos los lectores Universales. Gran resultado consiguió Gallos Blancos al empatar a cero con las Águilas del América, el pasado sábado en el estadio Azteca. Huele a liguilla en el feudo plumífero, está en sus manos calificar sin depender de nadie cuando en la última jornada reciban a los Tuzos del Pachuca, un rival directo en el camino para ingresar a la máxima fiesta del futbol mexicano. Un planteamiento del tocayo Ambriz que funcionó a la perfección.

En un principio se pensó que al dejar fuera a Diego de la Torre del 11 inicial la media cancha perdería fuerza a la ofensiva, un 4-4-1-1 bien marcado, con Burón , Martínez , Corona y Corral en la defensa, dos contenciones bien marcados con Marquito Jiménez y el “Mono” Osuna y dos volantes ofensivos: el “Hobbit” Bermúdez y William Da Silva, que la verdad desplegaron con un muy buen fondo físico, en esa ida y vuelta necesaria ante un América que volvió a decepcionar en el Azteca; un enganche libre fue Camilo Sanvezzo y una punta fija en los pies de Ricardo Da Silva.

Gil Burón paro en seco al cerebro águila Sambueza y a Miguel Layún por la banda izquierda, y George Corral con su velocidad y buen despliegue ofensivo hizo que Paúl Aguilar se preocupara más por el lateral queretano que por ir a generar jugadas de peligro. Otra vez Miguel Martínez y el Yasser Corona estuvieron impecables en la defensa central, no hubo balón que no ganaran por arriba, eso ocasionó la desesperación de Raúl Jiménez y el colombiano Luis Gabriel Rey salieran de su zona al chocar y verse disminuidos ante la gran la gran ubicación de los dos centrales plumíferos. Bien leído el partido por Nacho Ambriz, aguantando los embates americanistas los primeros 15 minutos del partido.

Sabía que América se lanzaría con todo para liquidar pronto el partido, bien estuvieron los queretanos replegados y hasta cierto punto regalando el balón de media cancha para delante, buscando un contragolpe certero en manos de Camilo o Ricardo, después del vendaval americanista el equipo se acomodó y empezó a tocar el balón de un lado a otro, buscando latigazos al frente por parte de Mario Osuna, el “Hobbit” y William dieron un buen partido, pues cuando el balón pasaba por sus pies el cuadro americanista se preocupaba, ya que jugaron siempre el mano a mano sin temor. Hubo comentarios de que Marco Jiménez no se notaba en el partido y no es así. El medio campista queretano cumplió con creces, hizo la función de tercer central al momento que Martínez y Corona salían de su zona, ya sea por cobertura o al salir en velocidad con el balón controlado. Todo transcurrió así hasta el minuto 75, fue cuando los técnicos de ambos equipos rompieron sus esquemas.

El ingreso de Diego de la Torre le dio variedad y versatilidad al cuadro queretano, a partir de ese momento lo táctico se rompió en ambos equipos convirtiendo el partido en un vaivén continuo de emociones y angustia en ambas porterías. El “Turco” Mohamed movió sus piezas con el “Quick” Mendoza y Osvaldito Martínez al frente, pensó que el cuadro queretano se desfondaría, pero Nacho Ambriz respondió con el ingreso de Guastavino y Amaury Escoto, el parido se abrió al mejor postor y en los últimos 10 minutos de juego cualquiera pudo haber ganado. Así pues, la mesa esta puesta para el equipo queretano.

De ganar el próximo viernes en el estadio Corregidora prácticamente estaría amarrando la calificación a la liguilla y de combinarse resultados podrían tener una buena posición final en la tabla. De verdad amigos aficionados, vayamos el viernes al estadio, llenémoslo y apoyemos al equipo con todo en esta última jornada. Este equipo se lo merece por lo que ha hecho a partir del problema que se suscitó debido al problema administrativo por el que está atravesando. Una gran felicitación para todos ellos, para su presidente Adolfo Ríos mis respetos más profundos, al no claudicar y ser parte fundamental junto con todo el personal administrativo que labora en el Cegar, Sergio López, Juan Carlos Rico, Paty Ayala, Said Real y todo el equipo, de verdad, deben de sentirse muy orgullosos de este equipo que parece ser dará mucho mas de que hablar. Que sea una semana de éxito y bendiciones para todos, buen día amigos universales.

Comentarios