Gallos Blancos fue derrotado en casa

Ignacio Silis González

Mal y de malas fue lo que vivió el equipo de Gallos Blancos el pasado viernes al dar inicio la jornada 15 del inestable torneo mexicano, cuando todo haría suponer que sería un partido de poder a poder entre locales y norteños simplemente no fue así, los universitarios apabullaron con un excelente manejo de balón y con explosivas llegadas por las bandas para así en los primeros 45 minutos finiquitar el compromiso.

Un equipo local que inicio con Volpi en el arco, Miguel Martínez y Yasser Corona en la defensa central, George Corral por la lateral derecha y por la banda izquierda sorpresivamente Dionisio Escalante tomó el lugar que habitualmente ocupa Jonathan Bornstein quien a media semana se había lastimado y que era tal vez la opción más segura para ocupar esa lateral ya que Ricardo Osorio también esta lastimado y Gil Burón al parecer estuvo concentrado con la selección nacional de su categoría.

En la media cancha  estuvo a cargo de Mario Osuna, William da Silva  quien por cierto fue por mucho el mejor jugador de los gallos en la cancha y Orbelin Pineda quien ahora lo vimos muy desconcertado y desorientado dentro de la cancha , no fue el mismo de otros partidos, Patricio Rubio en momentos apareció como volante y por cierto que mal que lo hizo, muy escasa su participación y compromiso con el equipo , arriba de enganche Antonio Naelson “Sinha” y el “Tito” Villa.

Todo mundo pensábamos que Gallos tendría bastante oportunidad de poder lograr en fila su quinta victoria, esto en base al buen desempeño futbolístico mostrado en las últimas jornadas, pero no fue así, Tigres vino con su mejor plantel y el técnico Ricardo Ferreti no dudo en poner a sus mejores hombres en  La Corregidora, a pesar de que el próximo martes tienen un fuerte compromiso de visitante en la ronda de finales de la Copa Libertadores en la ciudad Boliviana de Sucre.

Tigres no vino a especular y desde la portería el argentino Nahuel Guzmán se noto impasable, su capitán Hugo Ayala lucio con autoridad en la zaga defensiva y en la media cancha Egidio Arévalo y Guido Pizarro dieron cátedra de cómo jugar la contención, sobrios, fuertes en la marca y con mucha salida para el cuadro del “Tuca”, arriba Sobis fue el táctico y por las bandas Damián Álvarez y Guerron destrozaron a los laterales  con su velocidad, ni Corral ni Escalante les vieron el polvo.

Al inicio del segundo tiempo Gallos tuvo una reacción y se lanzo con todo al frente , salió Rubio e ingreso Gutiérrez quien le imprimió velocidad además de mucha entrega y consiguió un gol que los acercaba ,llegaban en velocidad por la banda e hicieron estragos con un futbol realizado más en base a corazón que a orden táctico, entonces pero cuando mejor jugaban los locales Ricardo Ferreti hizo una modificación , salió Arévalo y cambio a línea de cinco en la defensiva y ahí acabo con reacción plumífera y los controlo el resto del partido jugando un 5-4-1 bien marcado, Vucetich no tuvo respuesta y ahí se sentencio el partido. El ingreso de Sepúlveda y Pacheco fueron de mero trámite para los locales

Ronaldinho y Danilo Verón se quedaron en la banca al parecer más al parecer por un problema de indisciplina que por cuestiones tácticas, una lástima no verlos en la cancha cuando estaban disponibles después del gran partido de ambos en la jornada anterior, habrán de salir miles de comentarios respecto a su no inclusión en este partido que era importantísimo para los plumíferos en las aspiraciones por llegar a la liguilla.

Parece que se vienen decisiones importantes por parte de directivos y cuerpo técnico respecto a este asunto, esperemos que todo sea para bien.

Que tengan una semana llena de bendiciones, paz y salud.

Comentarios