Encuentro familiar

José Alfredo Botello Montes

Estamos ya inmersos en lo que son las festividades de fin de año y principios de 2016, teniendo como centro la Navidad, donde conmemoramos la venida del Niño Dios a nuestra casa común y que vino a redimirnos de lo que es el pecado original. En torno a esta conmemoración las familias nos reunimos para celebrar ese gran acontecimiento y que nos llena de gran felicidad, aprovechando para reencontrarnos con los lejanos pero también con los cercanos.

Nuestro Querétaro es rico en tradiciones navideñas. Comenzando desde la presentación de la Reina de las Fiestas de Querétaro, Paulina Guerra Vázquez Mellado, por parte del patronato, que ha comenzado a trabajar bajo la batuta del licenciado Alejandro Pedraza Montes, la edición del Heraldo de Navidad, la coronación, el tradicional baile de coronación, el encendido de las luces de nuestras ciudades, el recorrido del carrito de la posada, la tradicional cabalgata y los tradicionales carros bíblicos.

Todas estas festividades, hasta concluir con el 6 de enero con la festividad de la Epifanía del Señor y que le conocemos como la festividad de los Reyes Magos, inundando la mayoría de los rincones de nuestro estado de alegría, paz y armonía con el disfrute principalmente de los niños, que llenos de ilusiones participan en lo que son las tradicionales posadas.

Por parte del sector educativo básico tenemos la temporada vacacional de invierno, que inició el 21 de diciembre y deberá concluir el próximo 7 de enero cuando poco más de 450 mil niños y jovencitos se reintegren a sus labores escolares, para que se aproveche al máximo esta temporada navideña.

En estas fechas los recuerdos se agolpan en nuestra mente, desde los seres queridos que se han adelantado a la Casa del Padre, como aquellos que por alguna u otra causa no estarán con nosotros, pero también la forma en que solíamos celebrar estas, nuestras fiestas decembrinas, y desde luego vivimos estos momentos de encuentro familiar.

Desde el punto de vista del gobierno, las funciones básicas no se detienen, sobre todo en salud y seguridad, que por cierto son más demandadas en esta temporada, pero además en la mayoría de las oficinas se deja personal en guardia para atender alguna eventualidad que se presente y que necesite una pronta respuesta.

Así es el servicio público, mientras la mayoría de la población disfruta de esos momentos de convivencia y esparcimiento, otros se encuentran prestando esos servicios sustanciales, por lo que bien vale un reconocimiento a quienes en cumplimiento de su deber se encuentran, como se dice comúnmente, al pie de cañón. De manera significativa es el festejo que se realiza a los guardianes del orden que diariamente se juegan la vida misma en beneficio de nuestra población.

Así es la vida y a quienes han tenido la oportunidad de tener su periodo vacacional, les pido que disfruten, que vivan intensamente estos días con su familia y les deseo, amigos lectores, una muy feliz Navidad.

Secretario de Educación del estado de Querétaro

Comentarios