24 / junio / 2021 | 08:10 hrs.

Divide y vencerás

Cuando los romanos conquistaban impedían a sus enemigos hacer un frente común, firmaban con cada ciudad en particular y no con el pueblo en conjunto. En estas firmas individuales imponían acuerdos con diferentes condiciones en cada caso, unos adquirían todos los derechos civiles romanos y otros, se conformaban con algunos de éstos. A unos pueblos se les concedía autonomía municipal completa; a otros parcial o ninguna. De esta manera, los romanos despertaban entre los sometidos una envidia mutua, muy ventajosa para sus fines, ya que estos pueblos lidiaban entre sí. A esto los romanos dijeron, divide et impera, es decir ¡divide y vencerás! En nuestro país, la clase política emanada de la revolución conocía bien el adagio, basta recordar los cañonazos de a 50 mil pesos del general Obregón, de ésos que dijo nadie resiste, y así dividir a sus opositores.

Hasta hoy día con harta astucia, explotando las debilidades y apetitos de sus rivales, el PRI ha repartido favores y fondos sin límite, para poco a poco ir fabricando corralitos y apartados. En Michoacán el PRI-gobierno puso el bizcocho de la discordia en el centro del salón de las autodefensas y se hizo hacia atrás para sólo mirar cómo se destrozan, peleándose las migajas sus antes feroces rivales, hoy reducidos a un rol secundario e irrelevante. Habrá que recordar que uno de los pilares que sostenía a los grupos de autodefensa ciudadana era su autonomía del gobierno estatal y del federal. Esto daba legitimidad y credibilidad al movimiento de autodefensas.

La ciudadanía y la opinión pública los avistaban como una respuesta oportuna y legítima ante la dominación y control de pueblos y comunidades por parte del crimen organizado, con la clara complicidad de las policías, fuerzas armadas y gobierno. El movimiento de las autodefensas nació ante la abierta desconfianza a todo el aparato de gobierno, ya que cualquiera que se atrevía a denunciar era presa fácil de templarios o autoridades.

Los diversos grupos de autodefensas avanzaron hasta detener y acorralar a Los Caballeros Templarios, acción que no pudo realizar el gobierno de Felipe Calderón y que evidenció la simulación mediática de Enrique Peña Nieto.

Para todos es claro que el llamado papá pitufo, Estanislao Beltrán, resulta más cómodo como interlocutor con el gobierno que el doctor José Manuel Mireles. El comisionado federal para Michoacán, Alfredo Castillo articulo la traición entre los antes compañeros de causa, posicionando ante los medios a Beltrán y al llamado Comandante Cinco, recompensándoles su papel de conspiradores en la estrategia gubernamental. La inseguridad no ha sido resuelta, pero se avanzó en el primer propósito oficial, desaparecer a las autodefensas como imagen para otros grupos inconformes con la incapacidad e ineptitud del gobierno.

La táctica de división, precedida por la conspiración, la violencia y el montaje, ha sido en los últimos 20 años llevada al extremo en la selva chiapaneca, a fin de provocar, cercar y reprimir al movimiento de resistencia zapatista. La provocación más reciente se dio entre bases de apoyo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) e integrantes de la Central Independiente de Obreros Agrícolas y Campesinos (Cioac), el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y el Partido Acción Nacional (PAN), incitando una y otra vez la confrontación entre iguales, con la clara intención de impedir el avance de los procesos de lucha y resistencia. La ofensiva dio como resultado el asesinato de José Luis Solís López, conocido como El sargento Galeano, además de 15 personas heridas de las Bases de Apoyo del EZLN, así como la destrucción de Escuela y Clínica Autónoma. La abierta provocación es un ataque al proyecto de autonomía que el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), a través de sus Bases de Apoyo, ha venido construyendo desde hace más de 20 años. Es preciso señalar que esta agresión se dio en el contexto de nuevas iniciativas públicas del EZLN, las cuales se iban a llevar a cabo a finales de mayo y principios de junio, pero por estos hechos de violencia se suspenden.

Lo positivo de esta historia es que la estrategia de “divide y vencerás” no es una sorpresa para nadie, y ante ella ha habido importantes acciones que han cohesionado en luchas comunes a las comunidades y pueblos de Chiapas. Los caprichos, silencios, arbitrariedad, impunidad, castigo, amenaza, secrecía, privilegio, agresión, la cooptación y el soborno son atributos inherentes a la clase política y hacen de éstos su modo de gobernar.

 

Consejero electoral del Instituto Nacional Electoral

Comentarios