Debate ocioso

Héctor Parra Rodríguez

En el año 2012, legisladores, empresarios, políticos y autoridades gubernamentales, así como el “Presidente del empleo” aseguraban que con la reforma laboral se crearían 400 mil empleos de manera inmediata; la industria se abriría a la calidad, productividad, competitividad, eficiencia y mejorarían los salarios.

El secretario General de la Alianza de Trabajadores de Salud, Antonio Vital, advertía que se perderían 350 mil empleos por la legalización del outsourcing. A dos años de distancia, ni unos ni otros tuvieron razón y el último día de gobierno del entonces “Presidente del empleo”, Felipe Calderón Hinojosa, publicó en el Diario Oficial de la Federación las reformas a la Ley Federal del Trabajo.

Ante el abierto fracaso para la consecución de los objetivos planteados con la “panacea” de la reforma laboral, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Mancera, abre a debate la necesidad de incrementar el salario mínimo; propuesta que el PAN arropa y hace suya por medio de una consulta para saber qué opina la ciudadanía. Ambas posturas son por demás demagógicas, bien saben que el monto del salario mínimo no solo es risible, insuficiente, sino violatorio de la Constitución en su artículo 123, A, fracción VI, párrafo segundo.

Dice la Constitución que el salario mínimo debe ser suficiente para satisfacer las necesidades normales de un jefe de familia, en el orden material, social y cultural y para proveer a la educación obligatoria de los hijos ¿Se cumple? Por supuesto que no. De tal suerte que cualquier docto en la materia sabe perfectamente que el salario mínimo es insuficiente.

El salario mínimo en México está rezagado en un 70%. Mancera propone que en el DF el salario mínimo ascienda a 100 pesos diarios. Francisco Bautista, secretario General de CTM, critica y propone 200 pesos como salario mínimo dado que el actual es de hambre. La Coparmex, por medio de Juan Pablo Castañón, se opone al aumento del salario mínimo por decreto; las empresas deben crecer para ofrecer mejores salarios, además dijo que la mayoría de los patrones han abandonado los salarios mínimos. Sin embargo, el secretario de Desarrollo Económico en el DF, aseguró que en esa entidad, tan sólo en el DF, hay 375 mil trabajadores que perciben el salario mínimo.

En esta semana se lleva a cabo el Foro internacional: salarios mínimos, empleo, desigualdad y crecimiento económico, en la que participan el secretario de Trabajo y Previsión Social, Alfonso Navarrete Prida; el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera; el rector de la UNAM, José Narro Robles; el coordinador de Asuntos Internacionales del GDF, Cuauhtémoc Cárdenas; el presidente nacional del PRD, Jesús Zambrano; el presidente del Consejo Económico y Social de la ciudad de México, Enrique Provencio.

¿Para que los foros si bien se sabe que los salarios mínimos están rezagados? Demagogia pura. El verdadero problema es la falta de crecimiento de la economía, la violación a la Constitución por parte de autoridades laborales y patrones y cumplir con los objetivos de la reforma laboral hasta ahora pendientes. El incremento por decreto generará espiral inflacionaria y liberar al salario mínimo de multas, sanciones y demás.

 

Analista legislativo

Comentarios