Colaboración entre la UAQ y universidades de Estados Unidos y Canadá (3)

José Alfredo Zepeda Garrido

Para México, la cercanía con Estados Unidos y Canadá ha sido constructiva en diversos aspectos, desde la segunda guerra mundial y en el presente; los tratados comerciales suscritos entre los tres países han favorecido el desarrollo económico de las tres naciones y han propiciado esquemas de negociación equilibrada. Nuestro país es uno de los principales receptores de inversión de esas naciones, asimismo Estados Unidos es nuestro socio comercial más importante. 

La cooperación entre los tres países también se ha desplegado en el ámbito universitario, es entendible la colaboración en el contexto de la educación superior, en ciencia y tecnología; ambos países al norte de nuestra frontera son naciones de gran avance, de primer mundo.

La educación siempre ha sido una prioridad en los Estados Unidos, lo que le ha permitido construir la enorme infraestructura disponible y las universidades que tanto prestigio tienen a nivel global. 

La producción científica y tecnológica de los Estados Unidos tiene soporte en los grandes recursos que históricamente y con gran visión ha destinado para su financiamiento, con la participación de los sectores público y privado; su gasto en investigación y desarrollo en 2018 fue del 2.84% de su PIB. Para México la cifra reportada fue de 0.31% de su PIB y Canadá destinó el 1.57 % (Fuente: Instituto de Estadística de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO). 

Quien aquí escribe ha sido testigo de la buena voluntad de cooperación de las autoridades universitarias estadounidenses y canadienses y de sus profesores con sus homólogos mexicanos, de su generosidad por compartir conocimientos, experiencias y avances en la investigación, lo que frecuentemente también he observado en los ambientes académicos en otros países de nuestro continente, así como en los europeos y asiáticos con los que se ha tenido acercamiento.

Los avances que se han logrado en la UAQ se comparten con su propia comunidad académica y con sus estudiantes, pero también se llevan a otras instituciones de educación superior mexicanas y del mundo, a través de diversos medios, propios de la vida académica universitaria y de las sociedades civiles especializadas en las diversas áreas del conocimiento. 

Resulta oportuno citar el artículo de Linda Wang, quien expresa que para que la ciencia pueda resolver algunos de los grandes desafíos del mundo para mejorar la salud humana, proteger el medio ambiente y garantizar la seguridad nacional, la investigación científica debe ser transparente y en colaboración (Linda Wang, Cómo funciona la ciencia en Estados Unidos, ShareAmerica, junio 5 de 2019).

Muchos profesores de la UAQ realizaron sus estudios de posgrado en instituciones de educación superior como la UNAM y el Cinvestav-IPN, así como en la propia Universidad Autónoma de Querétaro, entre otras destacadas en nuestro país; asimismo, buena proporción de profesores se formó a nivel de posgrado en universidades de  Estados Unidos, Francia e Inglaterra, otros lo hicieron en diversos países de América, Europa y Asia. Todo ello ha enriquecido el conocimiento que se desarrolla e imparte en la UAQ y los vínculos de cooperación.  

Ex rector de la UAQ. 
[email protected]  
[email protected]

Comentarios