Adiós querido papá... soltando nuestros amores

07/06/2019
08:38
-A +A

Hoy hace un año que papá murió, era un hombre norteño, de los ya casi extintos, recuerdo que de pequeña me decía, apretando sus manos, que por lo gordas que eran no podía hacer bien el puño, “mire mi hija, estas manos pueden lastimar a un cristiano”. Pero en el día a día no era capaz de matar una mosca. Amante de la naturaleza, defendía con ahínco sus árboles y plantas.
Estoy convencida que fue una muerte bondadosa, estuvo una semana en el hospital y amorosamente nos dio oportunidad de despedirnos, de no ser egoístas y cariñosamente dejarlo ir. Por supuesto no dejó de ser doloroso ver cómo su cuerpo se iba deteriorando con lentitud, nos hacía sufrir angustiosamente. Recuerdo su última tarde, nos lastimaba mucho ver el cuerpo de ese ser que tanto aportó a nuestras vidas y a sus 75 primaveras tanto tenía todavía por dar, acabarse en esa agonía cruel y pasmosa; mi hermana menor y yo le dimos el último abrazo y con todo el dolor de nuestro corazón le pedimos que partiera, que nosotros estaríamos bien, que no tuviera miedo y el milagro ocurrió, mi papá dejo de sufrir, en cuestión de minutos su amoratado cuerpo recuperó su blanco leche que tenía, sus ojos jamás perdieron el azul inigualable que lo caracterizaba.

Me permito compartir este momento con ustedes. Fue un momento muy doloroso, pero que a mí en lo particular me dio paz, me permitió poner en práctica todo aquello que trabajo con mis pacientes que llegan con el alma herida, por alguna pérdida reciente que han tenido.

Recuerdo en una ocasión que una paciente llegó muy angustiada: Lloro la muerte de mis padres, me dijo suspirando.  ¿Hace cuánto murieron?, le pregunté. Abrió sus ojos y me contestó…aún no mueren pero son muy grandes de edad y sé que no les falta mucho para irse.

Esta persona nos hace meditar sobre lo terrible que es visualizar la muerte como una tragedia inevitable, pero mucho más lamentable es sufrir anticipadamente algo que no podemos controlar, eso nos provocará grados intensos de ansiedad. Vivamos el momento y disfrutemos a nuestros seres queridos amorosamente. Vivamos siendo felices y permitiendo que en lo que dependa de nosotros los que nos rodean puedan serlo a nuestro lado.

La vida está plagada de pérdidas a lo largo de la vida, cierres involuntarios que necesitamos hacer y no hacerlo adecuadamente nos puede sumir en una tristeza profunda. A continuación les daré herramientas necesarias para vivir en un duelo, y algunas recomendaciones para salir lo menos lastimado posible del proceso:

— Lo primero que tenemos que reconocer es que podemos ser co-dependientes, es decir, amar en exceso no solo personas sino también bienes materiales, y eso nos hace sufrir intensamente cualquier separación.
— Es vital que entendamos que la vida está en constante movimiento y que la muerte es parte de ella.
— Dentro de una pérdida el dolor es necesario, el sufrimiento es opcional.
— Es importante que cerremos círculos y saldemos deudas. Agradecer y perdonar son pasos indispensables para sentirnos en paz. Yo los invito a realizar una lista de todas las cosas que le agradeces a ese ser querido que falleció, a esa pareja que te abandonó, a esa amiga que cambio de residencia, en fin. 
— Aprende a ver las pérdidas como procesos de crecimiento y la muerte como parte de la vida, tómate 10 minutos diarios para despedirte de ese ser querido, llora si es necesario, agradece en todo momento, haz esta dinámica diariamente a la misma hora, hazlo con amor, permítete en ese tiempo vivir tu tristeza, di adiós, abraza tu recuerdo y deja que fluya la emoción, poco a poco se hará más ligera. Si en un tiempo prudente sigues cargando pesadamente tu dolor busca a un especialista, no permitas que el dolor te paralice.
Preocúpate por vivir una vida plena y feliz, la muerte llegará cuando tenga que hacerlo pero tu podrás dejar tu camino lleno de experiencias intensas y sonrisas.

Frases para trabajar esta semana:

“Amar al otro es soltarlo cariñosamente”
“Vive la vida siempre como si fuese tu ultimo día: con intensidad”
“La vida es maravillosa, vivamos con plenitud con quienes nos rodean”

Es un placer informarles que el próximo sábado 15, de 5 a 7 de la tarde, daré la conferencia “DISCIPLINANDO A LOS HIJOS CON AMOR”, en el Centro Educativo y Cultural Manuel Gómez Morín. Se obsequiarán cinco pases dobles a las primeras personas que envíen un whatsApp al 9982412230, mencionando alguno de los temas de mi columna.

“Aprendamos a vivir, 
y soltemos amorosamente 
a quienes amamos”

Comentarios y sugerencias: Gloria Villalobos Corral
Terapeuta de Psicología Clínica 
y Programación Neurolingüística
[email protected]
Facebook: Aprendiendo a vivir
WhatsApp: 9982412230

Comentarios