Perfil de Mariana Ortiz

Clase 17/07/2014 19:05 Actualizada 19:05

Ser la voz de los jóvenes es la labor de la queretana al frente de la Secretaría de la Juventud del Estado, cargo que desempeña con mucha pasión desde hace algunos meses

 

Nacida en la ciudad de Querétaro en donde culminó sus estudios de nivel primaria hasta que se fue a vivir a Mérida durante cinco años debido al trabajo de sus papás, Mariana Ortiz regresó para estudiar los últimos dos años de preparatoria y tomarse un año sabático antes de ingresar a la universidad y decidirse por una carrera.

Finalmente optó por estudiar Mercadotecnia en la Universidad Anáhuac culminando sus estudios profesionales en diciembre del 2011. Para agosto del 2012 desarrolla en el Washington Center un proyecto, luego de ser acreedora a la Beca Gobernadores.

De vuelta en Querétaro, en enero del siguiente año, realiza un diplomado en recursos humanos y se incorpora a la Secretaría del Trabajo tras la invitación del secretario de esa dependencia, Tonatiuh Salinas, en donde laboró como coordinadora de grupos vulnerables durante un año.

Posteriormente presentó un proyecto para jóvenes al gobernador José Calzada Rovirosa hasta llegar a ocupar el cargo que actualmente desempeña como secretaria de la Juventud del Estado de Querétaro.

“El proyecto es una concentración de todos los programas y eventos para jóvenes del estado que se concentra en una misma plataforma digital, es un portal en donde pueden acceder los jóvenes y decidirse por alguna actividad de las que se realizan en el estado de acuerdo también a tu tiempo libre,”, mencionó Mariana. 

 

¿Cuáles son los retos a los que te enfrentas con este nuevo cargo?

El objetivo principal es consolidar y dar el seguimiento pertinente a los proyectos y programas que han tenido gran éxito y respuesta por parte de los jóvenes. Otra de mis prioridades es ser la voz de los más de 617 mil jóvenes que existen en el estado, lo que es un gran reto y labor alrededor de los 18 municipios del estado.

¿Cómo es tu relación con los jóvenes?

Contamos con la participación de las 18 instancias municipales de la juventud y la verdad es un gran apoyo porque tenemos representatividad en los 18 municipios, lo que nos ha permitido acercarnos más a los jóvenes, para que ellos sepan que tienen una aliada, creo que no es buscar el hilo negro si no más bien los jóvenes tenemos muchos puntos en donde coincidimos y aunque tenemos diferentes situaciones de vida hay muchos temas que nos competen a todos por igual.

¿Qué representa para ti la juventud queretana?

Somos una generación que busca las oportunidades, que levanta la mano, y todo este movimiento de redes sociales también nos permite tener la información a la mano y estar más documentados o informados. Tenemos la iniciativa de hacer cosas nuevas y realizar proyectos, además de la inquietud de salir adelante, de estudiar, ya no sólo nos podemos dedicar a una cosa en específico, la idea también es brindar un desarrollo integral por parte de esta dependencia, la juventud ya no es el futuro sino el presente.

¿Cómo defines a ti misma?

Soy muy trabajadora, me apasiona lo que hago, también soy muy hogareña y me gusta mucho convivir con mi familia. Soy la mayor y una única mujer de tres hermanos, Francisco de 24 años y Emilio de 9 años de edad. Mis abuelos para mí también son los más importante y un gran ejemplo a seguir. Por parte de mi mamá son 11 hermanos, realmente somos una familia grande, pero muy unida que es lo más importante para mí.

¿Cuál es tu mayor temor en la vida?

El no cumplir las expectativas de mis seres queridos, podría decir que de las personas, pero es muy difícil cumplir con las expectativas de todos, entonces mínimo de mis seres queridos, quienes son lo más importante para mí. Pero más que un temor es un reto y la vida esta hecha para afrontarlos.

¿Cuáles son tus planes?

A corto, mediano y largo plazo es sacar la secretaría adelante, terminar este proyecto como se debe, hemos tenido muy buena aceptación por parte de los jóvenes y el objetivo principal es darle continuidad a este trabajo que representa un gran compromiso, por lo que no puedo distraerme en otras situaciones, sino más bien enfocarme en mi labor que consiste en ser la voz de los jóvenes.