Se encuentra usted aquí

Karina Carmona, con alma de head hunter

Con una gran visión sobre el arte y el talento mexicano, Karina es una mujer emprendedora que logró crear un colectivo para impulsar las creaciones de artistas de Querétaro y del país
Noticias de Querétaro
Fotos: Ricardo Lugo
08/03/2018
06:00
Fabiola Ocampo
-A +A

Inteligente, dulce, perseverante y comunicóloga de corazón, Karina Carmona lucha cada día por empoderar y dar a conocer a los creadores del arte en el estado y en México.

Fiel a la imagen de la mujer actual, Karina es multi task y además de trabajar en la marca que creó junto con su hermano Gerardo Carmona, también labora dentro de las actividades municipales de Querétaro.

En entrevista para CLASE, la directora de Relaciones Públicas de Boonker, nos cuenta la historia sobre este gran proyecto que enaltece el ingenio de los diseñadores, mismo que se ha convertido en un estilo de vida para cazar a los verdaderos talentos, además de desarrollarse en el mundo cultural y empresarial como una mujer emprendedora.

¿Cómo surgió el proyecto de Boonker?

Fue hace cuatro años y nació de la inquietud de mi hermano, ya que él es diseñador Gráfico y Comunicador Visual, siempre ha sido muy inquieto y creativo, por lo que un día decidió hacer una plataforma para exhibir y vender el trabajo de diferentes diseñadores queretanos; después se fueron sumando otros chicos de la República Mexicana y más tarde, también decidí unirme a esta iniciativa que va en crecimiento, porque a la par estamos trabajando en Casa Cero, en donde fusionaremos este espacio con otras marcas gastronómicas y de floristería, entre otras, pero de origen local.

¿Cuál es el concepto de Boonker?

La esencia es evolución, ya que aunque creció como una idea para exhibir el producto local, cada vez ha ido abarcando otras áreas y de esta manera han surgido muchas colaboraciones de marcas.

Además se ha enriquecido con proyectos de música e incluso algunos productores de cerveza nos han pedido un espacio para dar a conocer sus propuestas, Boonker es un proyecto que ha ido evolucionando y creciendo continuamente.

¿Por qué elegir sólo el diseño del país?

La idea es fomentar el trabajo local y difundir el talento, Querétaro es un estado muy turístico y a los extranjeros les encanta, también los mexicanos entran y salen fascinados con lo que ven aquí. Manejamos diseño textil y de calzado industrial, entre otros, la idea es ayudarnos y reactivar la economía consumiendo los productos que se hacen aquí en México.

 

¿Cómo se creó el contacto con las marcas?

Por el área en la que se ha desarrollado, Gerardo, conocía a muchos artistas de aquí, y anteriormente yo estuve trabajando muy de cerca del ámbito cultural y también tenía contacto con personas del medio artístico, escultores y diseñadores. Los dos fusionamos esta parte y afortunadamente tenemos comunicación con el sector para poder llevar a cabo exposiciones dentro de nuestra galería y exhibir los productos. Además constantemente estamos en búsqueda de nuevos diseñadores.

 

¿Por qué crees que no todos los emprendedores mexicanos logran destacar?

Lo ideal es que cada quien pueda trabajar en un proyecto propio, creo que sí está en auge y es la era del emprendimiento, por lo que se requiere de mucho esfuerzo, sobre todo de romper miedos y esquemas, porque como jóvenes tememos dejar un trabajo seguro y preguntarnos qué vamos a hacer y para llevarlo a cabo, se requiere una planeación importante, paciencia y saber que eres dueña de tu propio tiempo, implica que renuncies a muchas cosas, pero creo que vale la pena asumir ese riesgo para lograr tus metas, generar algo propio y más adelante, poder vivir de eso.

 

¿Qué opinas del diseño mexicano?

Es muy versátil y constantemente está innovando, son propuestas muy buenas y profesionales. He comprobado que en el país tenemos gente muy capaz y eso queda demostrado porque a través de los diseños, se puede expresar un lenguaje con una identidad que plasma el alma del mexicano.

¿Cuál es la marca que más ha llamado tu atención?

Me encanta Olaf que trabaja con cerámica, sus productos son muy detallados y enamoran a simple vista, tanto que han ganado premios nacionales. Hay un “Señor Maceta”, que es una pieza emblemática de la marca, conocida internacionalmente, fue expuesta en el MoMa Design de Nueva York y en Franz Mayer de México y es que con conceptos sencillos, han logrado romper esquemas.

Comentarios