​10 maravillas que solo encontrarás en la Selva Lacandona

Tenemos una guía infalible para viajar a los lugares más bellos de la región
Noticias de Querétaro
La Selva Lacandona es la zona con mayor diversidad animal en nuestro país. (Foto: Sectur Chiapas)
13/03/2018
01:36
Samantha Michelle Guzmán
-A +A

Escuchar un verdadero concierto por la noche muy cerca de tu cama, navegar en lagunas de un azul tan turquesa que parece una ilusión óptica y observar guacamayas en libertad, son cosa común en la Selva Lacandona. Internarse en sus profundidades por unos días significa renunciar al internet y la televisión, pero quienes llegan aquí guardan recuerdos insuperables.

Esta región natural chiapaneca no solo es hogar de animales en peligro de extinción, como el jaguar y el tapir, sino que se trata de la zona con mayor diversidad en nuestro país: 10% de las especies que habitan en México, se concentran en ella.

Para que tengas una idea más clara de su importancia, enlistamos 10 maravillas que se encuentran aquí y puedes visitar. Para ubicarlas mejor pueden dividirse en cuatro circuitos, de acuerdo con Marco Antonio Morales, jefe delDepartamento de Impulso a Productos Turísticos de Sectur Chiapas.

selva_lacandona_chiapas.jpg (Foto: Maciej Czekajewski)

¿Cómo llegar?
La Selva Lacandona está dividida en varias áreas naturales protegidas, como las Reservas de la Biósfera Lacantún y Montes Azules (ésta es la que ocupa mayor territorio de la selva). Para recorrerla, el Pueblo Mágico de Palenque, Comitán y Ocosingo son los puntos de partida.

Circuito 1 - Este
1. Bonampak. A dos horas de Palenque. Es una zona arqueológica maya inmersa en la selva, descubierta en 1946. Es conocida por su complejo conjunto de murales bien conservados. En uno de sus edificios, las pinturas hechas alrededor del año 790 narran una batalla ganada por el último gobernante, Chaan Muan II.

2. Lacanjá Chansayab. Se trata de una comunidad lacandona (una etnia de origen maya) que ha instalado campamentos turísticos: Río Lacanjá, Top Ché, Lacandones, Tres Lagunas y Yatoch Barum. Además de ofrecer hospedaje en cabañitas rústicas, en ellos muestran parte de su cultura, realizan expediciones hacia las zonas arqueológicas cercanas y tours de rafting.

3. Yaxchilán. Para visitar una antigua ciudad cuyo origen se remonta dos mil años atrás, la aventura comienza con un recorrido en lancha por el río Usumacinta. Entre sus numerosos edificios, hay 124 documentos que cuentan la historia de la urbe, entre estelas, altares y dinteles. Una de las estructuras más importantes es el Edificio 33, que ejemplifica a la perfección la arquitectura de la ciudad. Conserva varias obras escultóricas y vestigios de pinturas murales.

Circuito 2 - Norte
4. Metzabok. Se encuentra a dos horas de Palenque y a tres de Ocosingo. En esta reserva habitada por menos de 100 personas hay un sistema de lagunas con aguas cristalinas donde se llevan a cabo paseos en cayucos de madera. En el camino se observan pinturas rupestres y se visitan algunas cuevas.

5. Nahá. Lo que vuelve especial a este campamento lacandón es la oportunidad de presenciar un ritual tradicional. Se ofrendan alimentos para agradecer a los dioses por la cosecha y pedir el bien de la comunidad; la comida consta de una especie de tamal llamado muk’by waj y balché, una bebida alcohólica. En este hospedaje totalmente sustentable también se imparten talleres para elaborar figuras de barro.

Circuito 3 - Sur
6. Poza Poop Chan. Es un centro turístico que lleva el nombre de un cuerpo de agua cercano. Es posible nadar en su poza de color esmeralda. La zona boscosa es una buena opción si tu deseo es dormir inmerso por completo en la naturaleza, pues hay espacios para acampar. La comunidad está habitada por otras etnias descendientes de los mayas: los tzeltales y tzotziles. Cerca se encuentra la cascada Las Golondrinas, que cuenta con miradores.

7. Ara Macao Las Guacamayas. Es uno de los proyectos más sobresalientes de la región, pues se dedica principalmente a la preservación de la guacamaya roja, especie en peligro de extinción. Todo el año se avistan parvadas enteras sobrevolando la reserva o hembras alimentando a sus polluelos, mientras los guías te platican sobre la especie. También se trabaja en la conservación del venado cola blanca y hay un orquidario.

8. Canto de la Selva. Es un hotel un poco más tradicional, pero mantiene la esencia ecológica y ofrece varias actividades. Hay caminatas por la selva donde, si tienes mucha suerte, es posible ver huellas de jaguar, así como paseos en lancha por el río Lacantún. En sus alrededores habitan cocodrilos, tucanes y guacamayas.

Circuito 4 - Oeste
9. Las Nubes. Es un pequeño conjunto de cascadas que, desde enero hasta junio, alcanzan un espectacular color turquesa. Se llama así por la espesa brisa que se forma por las caídas de agua. Tiene un puente colgante para admirar el fenómeno desde un mejor ángulo, y cabañas para dormir arrullado por su sonido. Existen recorridos nocturnos por la selva.

10. Laguna Miramar. El encanto de este escenario es su ubicación remota: visitarlo significa hacer un recorrido de dos horas, a pie o en caballo. La recompensa es una extensa laguna con distintas tonalidades, que puede ser explorada en cayuco. Entre las especies que viven aquí hay tortugas, cocodrilos y monos araña.

Quién te lleva
Existen varias agencias acreditadas por la Secretaría de Turismo que arman paquetes de uno o varios días por la Selva Lacandona. Suelen incluir otros atractivos que no pertenecen propiamente a la región, como Palenque y Toniná. Ecochiapas (ecochiapas.com) y Ecoexperiencias (ecoexperiencias.com) son solo un par de opciones.

Comentarios