Se encuentra usted aquí

Conflicto en Ucrania aumenta dudas

29/08/2014
12:43
-A +A

[email protected]

Este jueves, la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) concluyó la sesión con una pérdida de 0.22% en su principal indicador, el mercado accionario mexicano se contagió del nerviosismo a nivel global por el incremento en las tensiones geopolíticas, así como temores por una mejoría de economía de Estados Unidos que pudiera anticipar un aumento en las tasas de referencia por parte de la Reserva Federal (Fed).

Tanto en Wall Street, Europa y Asia, los principales índices bursátiles concluyeron con números rojos en la sesión de ayer.

Los niveles récord que se habían registrado al inicio de la semana en la pizarra de Nueva York, sufrieron un tropiezo que provocó el regreso por debajo del techo de los 2 mil puntos en el índice Standard & Poor’s 500 que perdió 0.17%, mientras que el índice Dow Jones y el tecnológico Nasdaq tuvieron minusvalías de 0.25% y 0.26%, respectivamente.

El detonante de la mayor aversión al riesgo los mercados financieros, fue la acusación del gobierno de Kiev ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU) de que tropas militares rusas habían invadido territorio ucraniano. Tanto en Estados Unidos (EU) como la OTAN respaldaron la afirmación.

Para Gabriela Siller, directora de Análisis de Banco Base, los efectos son transitorios provocados por el nerviosismo de los inversionistas, principalmente por los conflictos geopolíticos.

“De ubicarse cerca de niveles históricos, los mercados de capitales de EU nuevamente retrocedieron de manera transitoria ante un resurgimiento de las tensiones geopolíticas a raíz de un recrudecimiento de los conflictos en la región este de Ucrania, lo cual ha estado acompañado de señalamientos en contra de Rusia por parte del Presidente de Ucrania y de varios miembros del consejo de seguridad de la ONU, entre ellos EU. La aversión al riesgo afectó a los mercados estadounidenses debido al bajo volumen de operaciones” dijo Siller.

Además de los factores geopolíticos, en EU la tasa de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) al segundo trimestre del año fue revisada al alza en 4.2%, el hecho despertó temores de que la recuperación en ese país se consolide, provocando que las tasas de interés pudieran subir antes de lo anticipado, situación que elevó aún más el nerviosismo entre los capitales.

Los capitales se han mostrado muy sensibles ante el tema de los tipos de interés que actualmente se encuentran en niveles mínimos históricos de 0.00% a 0.25%.

La Fed ha anunciado que las tasas de referencia se mantendrán en esos niveles todavía por un periodo prolongado de tiempo como medida para incentivar la economía, pero si la recuperación se consolida antes de lo previsto, el empleo y la inflación podrían mejorar.

En Europa, la incertidumbre geopolítica fue acompañada por una reducción de la confianza del consumidor en la Zona Euro que se ubicó en 100.6 unidades en agosto, su menor nivel en ocho meses.