Afecta más a las mujeres: SHCP

Cartera 27/06/2014 01:49 Actualizada 03:30

Las mujeres son el segmento de la población mexicana más excluido de los servicios financieros que prestan diversas instituciones formales en el país, aseguró el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Luis Videgaray.

Al inaugurar el Foro Internacional sobre Inclusión Financiera, dijo que menos de la mitad de las mujeres tienen acceso a mecanismos formales, mientras seis de cada 10 de los excluidos son de ese género.

“Esta inequidad, esta exclusión se presenta con mayor severidad entre las mujeres de México. Solamente menos de la mitad de las mujeres tienen acceso a los mecanismos formales y 60% de los excluidos son mujeres”, dijo.

Por esa razón, el responsable de Hacienda dijo que el tema de inclusión financiera es un asunto de equidad social, de justicia y de cómo incorporar a aquellos a los menos favorecidos.

Dijo que se trata de una oportunidad de incluir “a los que se han quedado atrás” e incorporarlos no solamente en el sistema financiero, sino en el desarrollo y prosperidad.

“El reto de la inclusión financiera es un reto relevante para todas las economías en desarrollo e incluso para las economías que se consideran ya desarrolladas, pero en el caso de México es tal vez un reto mayor.

“Las estadísticas muestran que son más de la mitad de los municipios del área rural que no cuentan con servicios bancarios, más de 60% de los mexicanos acceden a algún tipo de mecanismo de ahorro o de crédito de carácter informal”, dijo.

Luis Videgaray comentó que para incorporar a más personas a los servicios financieros es fundamental la innovación de productos y de canales para lograr un mayor acceso.

Al respecto, dijo que la adopción de tecnología de las telecomunicaciones y el acceso móvil a la era digital es una oportunidad para el acceso a la banca y al sistema financiero de quienes no lo tienen.

Resaltó que uno de los pilares de la reforma financiera es la implementación en perspectiva de género. “Prestarle a las mujeres es siempre un negocio de bajo riesgo, porque las mujeres pagan el crédito cuando se les tiene confianza. La banca de desarrollo mexicana ahora tiene la obligación de creer”, anunció.