IP propone 200 obras claves a Peña Nieto

Cartera 19/11/2012 01:27 Actualizada 08:33

La cúpula empresarial de la industria de la construcción propuso al presidente electo, Enrique Peña Nieto, una cartera de 200 obras de infraestructura a desarrollar en los próximos seis años.

En una reunión a puerta cerrada, llevada a cabo la semana pasada con el presidente electo y Luis Videgaray, los constructores se comprometieron a reactivar proyectos mediante una inversión en asociación público-privada de aproximadamente 20 billones de pesos.

Entre los proyectos planteados están los cancelados y diferidos, como el aeropuerto alterno al de la Ciudad de México; el de la Riviera Maya; Punta Colonet; el Tren Suburbano 3 y otro adicional que correría de Martín Carrera a Ecatepec; más líneas del metro, incluida una tercera línea en la Ciudad de Monterrey; así como la hidroeléctrica La Parota, entre otros.

El presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Luis Zárate Rocha, sostuvo que con este monto de inversión y con propuestas de política pública de impulso a la infraestructura, el desarrollo de los 200 proyectos permitirían garantizar la generación de 2.5 millones de nuevos empleos entre 2013 y 2018.

“Se estarían creando —añadió—, 1.5 millones de nuevos puestos de trabajo de forma directa y 800 mil de manera indirecta, totalizando 2.5 millones en los siguientes seis años, un promedio de 500 mil puestos de trabajo por año”.

Aseguro, que de acuerdo con la información dada al equipo de transición del presidente electo, si queremos alcanzar la meta planteada de ubicarnos entre las primeras 25 economías a nivel mundial por la calidad de la infraestructura, “requerimos que los recursos sean distribuidos de manera proporcionada, haciendo énfasis en aquellos sectores que se han quedado estancados (ferrocarriles) o rezagados como puertos, aeropuertos y telecomunicaciones”.

Recursos públicos y privados

El representante de los constructores del país indicó que para alcanzar esta meta debemos lograr que la inversión pública acumulada durante el próximo sexenio (2013-2018) ronde los 7 billones de pesos, mientras que la inversión privada deberá alcanzar los 13 billones en el mismo período.

Con estos niveles de inversión proyectados, la participación de los recursos públicos en 2018 habrá alcanzado 8% del Producto Interno Bruto (PIB), el doble de lo registrado durante la administración del presidente Felipe Calderón.

La inversión privada, a través de los esquemas de participación público-privado (APP’s), podría llegar a representar 12% del PIB, “dándonos como resultado alrededor de 20% del PIB para infraestructura”, el más alto en la historia del país.

No obstante, consideró que el crecimiento de la infraestructura en México debe de llevarse a cabo de una manera balanceada.

“La concentración de los recursos en determinados sectores y zonas geográficas ha limitado que los beneficios permeen hacia otras regiones, sectores y empresas. La CMIC —dijo— detectó que los proyectos de infraestructura destinados a la generación de energía (petróleo y electricidad) y los dirigidos a la transportación de bienes y servicios (carreteros), fueron los que mayor impulso tuvieron dentro del Programa Nacional de Infraestructura 2007-2012”.

Por ello, es necesario que los proyectos aeroportuarios de ferrocarriles y puertos se impulsen con mayor énfasis y con la participación de la iniciativa privada, es decir, llegar a aprovechar los esquemas de APP’s que permite el nuevo marco normativo.

Proyectos propuestos

Sobre la cartera de proyectos propuestos a Enrique Peña Nieto, Zárate Rocha cito algunos ejemplos:

El Sistema de Transporte de Gas natural Norte-Noreste que contempla un gasoducto de 2 mil 214 kilómetros de longitud, que pasará por los estados de Sonora y Sinaloa, con una inversión de 3 mil 400 mdd.

Este gasoducto ayudará a construir un corredor aeroespacial y electrónico desde Navojoa hasta Guaymas, pasando por la creación de un parque industrial de alta tecnología aeroespacial en Cajeme.

El nuevo aeropuerto para la Zona Metropolitana de la Ciudad de México (ZMCM), el cual dotaría a esta urbe de una infraestructura aeroportuaria suficiente y de calidad que garantice su operatividad y eficiencia. La CMIC plantea que la inversión requerida para este proyecto rondaría los 3 mil 243 millones de dólares a la paridad actual.

La Línea 3 del metro de Monterrey, que contempla 14 estaciones elevadas. Este proyecto implicaría una inversión que requiere la obra se calcula en casi 2 mil millones de dólares.

Los directivos de la construcción dijeron que harán la propuesta pública al presidente electo Enrique Peña Nieto en los próximos días.