Se encuentra usted aquí

Concanaco observa un frágil consumo

19/05/2015
12:03
-A +A

El crecimiento del consumo interno que se refleja en las ventas de las tiendas de autoservicio y departamentales no es sólido y deberá esperarse a ver el comportamiento de los próximos meses, sobre todo porque hay otros indicadores que muestran cifras negativas, afirmó ayer el presidente de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco), Enrique Solana Sentiés.

Actualmente se vive una crisis por la baja de los ingresos petroleros, pero “no estamos tan mal” como en Europa, aseguró durante el primer día de trabajo de la Convención Nacional de Turismo 2015.

La economía muestra señales encontradas, porque si bien algunas industrias registran crecimiento, hay otras que caen.

“No son señales consistentes, estamos viviendo un periodo de crisis muy delicado; el petróleo se cayó casi 60% y eso no es menor, hay que esperar un poquito. Pero lo estamos sorteando bastante bien”, manifestó Solana Sentiés.

Explicó que el comportamiento de las ventas al menudeo de la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (Antad) registró un alza de 4.9% interanual en abril, luego de que el año pasado tuvo un comportamiento negativo.

“El año pasado estábamos en negativos, aunque es cierto que la base de comparación es muy baja. Por eso hay un crecimiento de 4.9%”, mencionó el representante del comercio organizado.

Además, dijo que si bien hay crecimiento, hay ver el comportamiento de los próximos meses, porque si bien mayo y junio serán “buenos”, podría haber problemas en la segunda mitad del año.

Sobre los despidos de personal que se registran en cadenas de autoservicio como Soriana y Wal-Mart, Solana Sentiés expuso que por razones naturales, a fines de año se contrata a más trabajadores para cubrir la demanda excepcional, mismos que salen cuando bajan las ventas.

Por otra parte, comentó que en cuanto termine el periodo electoral insistirán al gobierno federal en la necesidad de hacer cambios al régimen tributario, sobre todo en la caída de inversiones por la no deducibilidad acelerada de éstas.

Es importante que “todos los que inviertan en hoteles, en campos de golf, o que incentivan el turismo con sus proyectos puedan depreciar sus activos en un corto tiempo, porque mientras más tiempo tarden, el riesgo se incrementa y podría ser no conveniente el llevar a cabo una obra”, manifestó Solana Sentíes.