Dificultan medidas contra lavado

Cartera 14/12/2015 01:58 Actualizada 10:04

La fuerte aplicación de medidas para prevenir el lavado de dinero complicó las operaciones de empresas financieras mexicanas en Estados Unidos durante este 2015, principalmente en la realización de transferencias entre ambos países, informó Adalberto Palma, presidente de la Unión de Instituciones Financieras Mexicanas (Unifimex).

Destacó que el reforzamiento de medidas de control, conocido como “de-risking”, ha vuelto más compleja la operación en Estados Unidos, situación que se ha agudizado en las últimas semanas ante los ataques terroristas en París, Francia.

En términos generales, “de-risking” o la eliminación de riesgo, es una práctica que se aplica desde hace más de una década en el sistema financiero de Estados Unidos, la cual aplica fuertes medidas preventivas contra lavado de dinero y financiamiento al terrorismo en operaciones realizadas en Latinoamérica, Medio Oriente y algunos países asiáticos.

“El tema de lavado de dinero es algo que no se puede soslayar y que ha afectado a los negocios en México con los fuertes controles que conforman de-risking. Las autoridades en México han tenido reuniones a los más altos niveles en EU para resolverlo pero resulta complicado.

“El año que entra hay que seguir atento, pero desafortunadamente los eventos recientes en Europa y este ambiente de duda y resistencia y de riesgo inminente hace que se tenga que poner mayor atención”, dijo.

Destacó que al menos cinco instivtuciones estadunidenses deben de externar su opinión sobre el tema, lo cual complica la negociación con las autoridades mexicanas. Ante ello, los bancos en Estados Unidos han optado por realizar menos operaciones con empresas mexicanas.

“Si quiero hacer una transferencia y soy una empresa y quiero pagarle a otra en Estados Unidos se complica, tengo que ir a ciertas instituciones que están generando una concentración en transacciones, cuando no se ha mostrado que haya riesgo. Es la percepción de que no quieren incurrir en riesgo. Es el tema de curarse en salud, pero se ha llevado a un extremo incómodo”, explicó.

Hacia 2016, prevén que las medidas de prevención sean mayores, debido a la supervisión que va a realizar el Grupo de Acción Financiera Internacional sobre el trabajo de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores.

Temas Relacionados
Dificultan medidas contra lavado