Se encuentra usted aquí

Una década de aeronáutica

09/05/2016
01:44
-A +A

Este mes, Querétaro cumple su primera década de haber incursionado en la industria aeronáutica, que ya alcanzó una consolidación y un liderazgo, que le permite ser la entidad con mayor atracción de inversión extranjera directa (IED) en este sector productivo, altamente especializado.

Si bien los grandes anuncios de inversión privada y pública se sostienen, el consolidado paso del clúster aeronáutico de Querétaro se dio en noviembre de 2005, cuando se informó de la creación de la primera y, hasta el momento, única institución de educación pública temática: Universidad Aeronáutica de Querétaro (UNAQ) y la llegada del tercer mayor fabricante de aviones en el mundo: Bombardier, que inicio operaciones de producción en mayo de 2006.

Al haber aterrizado Bombardier en el estado de Querétaro como empresa ancla, empezaron en lo inmediato a llegar a la entidad empresas proveedoras y de servicios con presencia global, que han hecho de esta entidad uno de los principales destinos de inversión nacional en materia de industria aeronáutica.

Si bien en México todavía no se fabrican aviones completos, debido a que falta avanzar en materia de licencias internacionales, formación de capital humano e investigación y desarrollo, Querétaro se ha colocado como puntal en la fabricación de arneses eléctricos, fuselajes, controladores de vuelo, reparación de trenes de aterrizaje y turbinas de avión.

El presidente del Aeroclúster de Querétaro AC (ACQ), Claude Gebenceaux, precisó que esta entidad federativa tiene captado 45% de la Inversión Extranjera Directa (IED) que ha llegado al país en este sector, “además de que en las exportaciones somos sin duda, líderes en México”.

De 2014 a 2015 se crearon 500 empleos para pasar de siete mil 500 a ocho mil, precisó Gebenceaux, quien estimó que el número de puestos de trabajo seguirá creciendo en los próximos años, debido a que empresas seguirán invirtiendo en Querétaro, entidad que concentra cerca 20% de los empleados de esta industria en el país.

La industria aeronáutica, abundó, registró durante la última década en Querétaro crecimientos anuales de 17% “lo que nos refleja la capacidad que tienen este sector en México y yo pienso que vamos a seguir con la misma pauta”.

En Querétaro, reveló, operan 80 entidades relacionadas con la industria aeronáutica, entre las que se encuentran Centros de Investigación, Instituciones Educativas y 40 empresas.

Muchas de las empresas asentadas en Querétaro, dijo, son OEM (generan producto terminado) y también de la cadena de suministro en proveeduría que se ubican en los niveles 1, 2 y 3 y que se conocen como Tirs 1, Tirs 2 y Tirs 3, muchas de ellas de origen mexicano.

Para apuntalar el desarrollo de la industria aeronáutica, puntualizó, se requieren laboratorios de pruebas que acompañen a las empresas que realizan diseño e ingeniería. La industria aeronáutica nacional debe crecer sobre cuatro ejes estratégicos: recursos humanos; investigación, desarrollo e innovación; desarrollo de clústeres y por último: el desarrollo de la cadena de proveeduría, indicó Claude Gobenceaux.

A nivel estatal, detalló, la industria aeronáutica se destaca por ser especialistas en tres rubros: empresas de manufactura; mantenimiento y reparación de aviones; diseño aeronáutico. “Nuestra industria desde que nació en 2006 en Querétaro, casi en 95% de lo que se produce se exporta a los países a donde se ensamblan los aviones y helicópteros”, asentó.

Por su parte, el rector de la UNAQ (institución inaugurada en enero de 2009), Jorge Gutiérrez de Velasco Rodríguez, señaló que la vocación principal en Querétaro de esta industria es la manufactura de componentes aeronáuticos, rubro en el que se tiene la mayor demanda de mano de obra.

Principales jugadores

Las principales empresas del sector aeronáutico que operan en Querétaro, son la canadiense Bombardier; el Centro de Ingeniería Avanzada de General Electric de Querétaro (GEIQ); Grupo Safran; Airbus Helicopters; Turbopartes y Aernnova.

Bombardier opera cinco plantas en el estado de Querétaro, que representan una inversión global de 500 millones de dólares; además emplea a mil 500 personas de las cuales alrededor de 70% han sido capacitados en la UNAQ, precisó Pilar Abaroa, líder de Comunicación y vocera de la compañía.

Actualmente, agregó, Bombardier produce arneses eléctricos, fuselajes para los aviones Challenger 850 y Global 7000 y Global 8000 y puertas para algunos de los modelos de sus aeronaves comerciales y de negocios que se ensamblan en Canadá y Estados Unidos.

Alfredo Nolasco Meza, representante en jefe de Bombardier México, destacó que nuestro país es en un destino por excelencia en la producción de arneses eléctricos para la industria aeronáutica.

Por su parte, el director del Centro de Ingeniería Avanzada de General Electric de Querétaro (GEIQ), Vladimiro de la Mora Honc, informó que esta compañía diseña turbinas de avión, utilizando nuevos materiales, más ligeros y resistentes, además de emplear tecnología moderna para hacer más eficiente el combustor.

Airbus Helicopters, en su planta ubicada en Colón, fabrica estructuras de puertas de aviones para Airbus y también se producen botalones de cola del helicóptero Ecureuil AS350. Además en Querétaro opera el mayor empleador del sector aeroespacial en México: el Grupo Safran, con poco menos de seis mil personas, de las cuales mil 500 se encuentran en Querétaro.

En Querétaro, Grupo Safran, de capital francés, cuenta con cinco empresas o subsidiarias, todas relacionadas con la industria aeronáutica: Snecma México; Snecma America Engine Services (Sames); Messier Dowty México; Messier Services Américas y Sames Rep.

Snecma México Se dedica a la fabricación de piezas para motores de aviones; Snecma America Engine Services (Sames) proporciona mantenimiento, reparación y revisión a motores de aviones comerciales. Messier Dowty México es especialista en la fabricación de componentes estructurales que conforman los trenes de aterrizaje; Sames Rep repara partes de motores de avión.

Además de los centros de producción y mantenimiento ya mencionados, en Querétaro también opera Safran Services North América, que es el centro especializado en servicios financieros transaccionales, en donde se realizan cuentas por pagar, cuentas por cobrar y el inventario de activos fijos.

Aernnova, de capital español, opera dos plantas en Querétaro, en la primera de ellas se realiza el montaje de estructuras aeronáuticas, como son alas, empenajes y fuselajes de aeronaves y sus principales clientes son los fabricantes de aviones y helicópteros del mundo: Airbus, Boeing, Bombardier y Embraer. La segunda fábrica se dedica a la fabricación de piezas metálicas.

Asimismo, ITP, empresa de capital español, se dedica al mantenimiento y reparación de motores de la industria aeronáutica.

Pequeñas empresas inician el vuelo

Especialistas en Turbopartes es una pequeña compañía queretana, que inicialmente era proveedora de empresas del sector energético, pero que decidió incursionar en el sector aeronáutico, produciendo compontes de trenes de aterrizaje para aviones de Boeing que se exportan a Canadá. También se tiene el caso de Galnik que es una empresa mexicana, que realiza procesos para la industria automotriz, se asoció con una firma norteamericana: Southwest Estados Industries para crear Southwest United Galnik; esta sociedad concluyó porque la firma mexicana le vendió su parte a los estadounidenses.

Grupo Kuo, que en el sector automotriz maneja a Tremec, es una de las empresas más emblemáticas de Querétaro, creó a Alaxia Aerosystems, cuya planta de manufactura se encuentra en el municipio de Pedro Escobedo.