“Buscaremos comercio balanceado”

Cartera 08/07/2014 00:05 Actualizada 08:44

Para los inversionistas japoneses, la certidumbre fiscal y el incremento de la seguridad serían los mejores incentivos para desarrollar más proyectos de inversión en México, ya que por esos dos temas algunas empresas pospusieron sus planes y disminuyeron su actividad, afirmó el embajador de Japón en México, Suichiro Megata.

En los últimos años, el cambio de régimen fiscal, la homologación del IVA y las modificaciones al régimen maquilador afectaron a las empresas japonesas que operan en la frontera norte del territorio nacional, dijo.

Por ello, para el diplomático “sería un incentivo mantener un régimen que permita a las empresas tener certidumbre de lo que sucederá en el futuro”, y añadió que un buen clima de negocios mejorará la inversión que hay hacia México.

Del 2000 a la fecha se acumularon 6 mil 300 millones de dólares de inversiones japonesas en México, pero solamente de 2011 al 2013 llegaron 4 mil 260 millones de esa cantidad. Pero el ‘auge’ de proyectos sería mayor si existiera más seguridad.

En entrevista con EL UNIVERSAL aseguró las reformas estructurales que realizó México son un factor positivo para la recuperación, además de que atraerán importantes inversiones del extranjero.

Sobre las dificultades económicas que atraviesa el mundo, dijo que esperan que se mantenga la tendencia de recuperación, porque si se estanca la actividad productiva afectará a todos los países, incluyendo a Japón.

Explicó que el gobierno japonés tuvo que hacer reformas en su política económica que le permitirán empujar el crecimiento de la economía y terminar con la deflación.

Dijo que para salir de su bajo crecimiento Japón impulsó cambios que incluyeron aumento del IVA de 5% a 8%, se dieron estímulos al sector privado, entre otros cambios.

Por ahora, ven como riesgos el que se vaya a interrumpir la recuperación económica de Estados Unidos; un cambio en la situación de los mercados emergentes y afectaciones que puedan tener en los negocios, esquemas de cooperación e intercambios que desarrolla Japón con otros mercados.

El diplomático aseguró que el mundo no está libre de riesgos geopolíticos, al haber amenazas que provienen de países que cuentan con armas de destrucción masiva, lo que afectaría la paz y la estabilidad internacional. Por lo que Japón, ajusta su política de protección contra esas amenazas, aunque advierte que siempre buscará la solución pacífica.

¿En qué momento económico mundial estamos desde la perspectiva japonesa, en donde aparentemente ya estamos en recuperación, después de la crisis económica mundial?

Después de la crisis de Lehman Brothers la economía ya está en el proceso de recuperación, aunque con un poco de matiz, dependiendo de los países.

Especialmente la economía de Estados Unidos en donde se relaja la política financiera y la tendencia de los mercados emergentes, incluyendo China, hay riesgos geopolíticos y económicos, por eso hay que ver cuál es la tendencia de la economía mundial.

En cuanto a la economía mexicana está en el proceso de recuperación, pero su perspectiva depende mucho de la economía de Estados Unidos que es el mayor destinatario de las exportaciones. Para México, las reformas estructurales son un factor positivo para la perspectiva a futuro.

La toma de posesión del primer ministro japonés, Shinzo Abe comenzó con un paquete de políticas económicas para la revitalización de Japón que ya tiene efectos positivos y da resultados.

El crecimiento económico de la economía japonesa ya está mejorando, los empleos y el salario. Estamos esperando que siga la tendencia positiva, pero si se estanca la economía mundial también la japonesa. La revitalización de la economía japonesa se está logrando.

¿Cuáles son los tres riesgos económicos que enfrenta el mundo?

Podría mencionar el que se mantenga la situación de los países emergentes o que cambien su ritmo; la recuperación de la economía de Estados Unidos cambie, lo que afectará a otros países y la cooperación y coordinación internacional. Por ejemplo Japón mantiene muchas negociaciones y convenios comerciales con otros países. Hemos tratado de tener mayor relación económica, inversiones y comercio con otros países, hay varias negociaciones en curso y dependiendo de lo que pase con esas negociaciones afectará la economía de Japón.

En Japón se implementaron medidas para empujar el crecimiento de la economía llamadas ‘Abenomics’. ¿Se podrían utilizar en el mundo ante el bajo crecimiento económico? ¿Qué aspectos podrían replicarse en el mundo?

Los Abenomics son una política aplicada en Japón, para revitalizar la economía y hay temas muy específicos para Japón, es una medicina para este país.

Los Abenomics consisten en tres puntos o flechas. Salir de la situación de deflación y del déficit fiscal.

El primer punto es una política financiera audaz; la segunda, es una política fiscal flexible y tercera estratégica para el crecimiento económico. Con la política fiscal y financiera se logró terminar con la deflación.

Acaban de anunciar un paquete concreto de estrategia económica para estimular la inversión del sector privado, el cual consiste en bajar el impuesto corporativo.

También se fortalecerán a las empresas y con ello habrá más empresas que participen en el mercado accionario.

Hay políticas para maximizar el uso de recursos humanos, a fin de fomentar que la mujer se incorpore a actividades laborales, así como los extranjeros y los jóvenes.

Se promueve también la ciencia, tecnología e información, sector agropecuaria, y en el energético que se van a crear nuevas reglas para que haya más competencia en la industria eléctrica.

Estos paquetes incluyen medidas que fomenten el crecimiento y los países pueden utilizar las medidas que aquí se implementaron si se parecen a lo que ocurre en Japón.

En el caso del impuesto corporativo Japón es de los más caros y por eso se bajó la tasa al promedio mundial.

Las mujeres están subutilizadas en el mercado laboral y por eso se busca que se inserten al mercado laboral.

Un país debe analizar qué le impiden tener crecimiento económico, reconocer sus errores, para luego planificar sus políticas e implementarlas.

¿Por qué antes no se llevaron a cabo esas reformas financieras en Japón, que por años vivió bajo crecimiento y deflación?

La política financiera necesitaba voluntad firme. Así lo hizo el primer ministro Abe con decisión, firmeza y voluntad de decidir.

Hubo una época en que el primer ministro fue Koizumi, ahí se hicieron varios cambios y privatizaciones, pero después de 2006 ningún político tuvo la mayoría en el Congreso y eso dificultó que hubiera reformas.

¿Con las reformas llamadas ‘Abenomics’ cuánto espera crecer el PIB y la inflación de Japón?

Para salir de la deflación tenemos la meta de tener la inflación de 2% y también el crecimiento económica sería de por lo menos 2% para 2014.

Con respecto a la relación bilateral México-Japón ¿Cuáles son las áreas de oportunidad y qué tanto ha crecido el comercio y la inversión?

Este año se celebran 400 años del intercambio México-Japón, en 1614 llegó la primera misión a México con el objetivo de tener un comercio directo entre Japón y la entonces Nueva España

El objetivo de tener una relación benéfica entre ambas partes no floreció, pero en los últimos años está mejorando, ya estamos alcanzando el sueño. En 2004 se firmó el Acuerdo de Asociación Económica.

Las exportaciones de México a Japón de 2004 al 2011 se duplicaron y la exportación de Japón a México crecieron en 70%.

En los últimos 10 años tuvimos 12 mil millones de dólares de inversión de las empresas japoneses y la mitad fue efectuada en tres años.

Por supuesto que el Acuerdo de Asociación Económica tuvo un impacto muy positivo. Uno de los atractivos es que México tiene una red de tratados de libre comercio el de América del Norte (TLCAN), con la Unión Europea (TLCUEM) y con otros países de Latinoamérica, y otros países fuertes que hacen que México sea un país de referencia para producir y también para exportar.

En los últimos tres años la relación económica entre Japón y México en volumen y cantidad se ha desarrollado, pero hay mucho espacio y potencial para mejorar.

¿En qué áreas hay más oportunidades?

Las nuevas áreas las determinará al sector privado, pero hay espacios en ciencia y tecnología, en el sector educativo.

Por supuesto que se abren espacios con la reforma energética y de telecomunicaciones, porque van a atraer más inversión privada extranjera, como por ejemplo de Japón. Por eso tenemos interés en la evolución de las reformas.

La mayor parte de la inversión japonesa se concentra en el sector automotriz y autopartes, pero también en electrónicos y hay nuevas oportunidades en medio ambiente, energía e infraestructura, es decir se presentan nuevas opciones para las empresas japonesas.

El mercado mexicano es cada vez más atractivo, además de que se recupera la economía de México y el mercado de consumo crece.

Japón tiene una política de exportación agresiva y apoya las exportaciones de productos agrícolas, por ejemplo ya llega a México la carne Wagyu.

Queremos que crezca el comercio de manera balanceada.

¿Cómo va la inversión?

En cuanto al comercio Japón exporta más que México, pero México recibe más inversión y también más turistas. Los japoneses queremos recibir más inversión y más turismo a Japón.

¿Hay empresas japonesas que no participan en México y que pretenden venir al país próximamente por las reformas?

En realidad seguimos recibiendo más y más inversiones de la industria automotriz y de autopartes.

La reforma energética atrae el interés japonés desde la etapa de exploración, producción, procesamiento y transporte. Además de sectores como tecnología, saneamiento de agua, aparatos de eficiencia ambiental, entre otros.

¿Qué tanto afectó a las empresas japonesas que operan en México los cambios al régimen fiscal, además del tema de la inseguridad?

En cuanto al régimen fiscal es muy importante que los inversionistas puedan tener certidumbre de lo que pasará en el futuro. Con la reforma hacendaria que se implanta desde enero, hay una parte del costo que ya no puede integrarse a la pérdida, ya no se pueden deducir la totalidad de las prestaciones y, esto genera más carga a las empresas japonesas.

Por otra parte, las maquiladoras japonesas están en la frontera con Estados Unidos, por lo que al homologarse el IVA en fronteras y cambiarse el régimen fiscal de las empresas maquiladoras se les afecta porque en realidad se están subiendo los impuestos.

Nosotros deseamos que se mantenga el sistema de la Industria Manufacturera Maquiladora y de Servicios de Exportación (IMMEX), para que se mantenga la ventaja. El esquema maquilador es un incentivo muy importante para las empresas japonesas, por que dan certidumbre de que no van a tener sorpresas.

Cuando una empresa decide hacer una inversión existen ciertas condiciones y si se cambian van a perder estabilidad, porque las condiciones e incentivos para mantener la inversión se modificaron. Continuar la estabilidad es muy importante, es decir, sin cambiar las condiciones de régimen fiscal para los inversionistas.

Cuando sea necesario cambiar algo en el sistema, no sólo en el régimen fiscal, es muy importante hacerlo saber antes, explicar por qué y como afectaría esa estabilidad, eso debe de tener el gobierno central y también los estados y municipios. Es muy importante para conseguir la confianza de los inversionistas extranjeros, tener un buen clima de negocios.

También es muy importante garantizar la seguridad en el lugar donde las empresas invierten, eso es un factor importante a la hora de decidir las inversiones. Por eso es importante implementar medidas para mejorar la seguridad. Esperamos que se fortalezcan más.

¿Se ha ido alguna empresa por alguna de estas cuestiones, régimen fiscal o inseguridad?

No tengo conocimiento por esa razón del régimen fiscal y la inseguridad, pero si conozco algunos casos que han disminuido el tamaño de su existencia o ha pospuesto algún plan de inversión. Más bien como presencia o actividades en México. Si no hubiera tenido ningún problema de seguridad tuviéramos un auge aún mayor.

¿Uno de los factores importantes en el crecimiento económico es la estabilidad y seguridad, en este momento en el mundo hay muchos problemas geopolíticos que pueden alterar la paz mundial, qué hacer?

En el mundo existen varios conflictos. No estamos libres de riesgos geopolíticos. Hay amenazas de armas de destrucción masiva. Frente a ello Japón está dispuesto a mantener la cooperación proactiva y luchar por la paz. El primer ministro Abe tomó medidas legales para garantizar la seguridad de Japón y eso no significa que vayamos a comenzar una guerra, porque no se va a usar el poder militar, siempre se buscará la solución pacífica.

Temas Relacionados
buscaremos comercio balanceado