México prevé agilizar la importación de acero

Cartera 07/07/2014 00:03 Actualizada 11:52

Ante las quejas de los gobiernos y organizaciones empresariales de Estados Unidos (EU) y Canadá en contra de los controles que aplica México a las importaciones de productos de acero —desde enero de 2014—, el gobierno mexicano analiza reducir los tiempos de entrega de los permisos que por el momento toman cinco días.

Para los productores acereros de lámina, placa, barras, perfiles, tubos de perforación, de conducción y de muchos otros artículos metálicos el sistema de licencias ocasiona demoras y pérdidas económicas para los fabricantes.

Mientras, los industriales mexicanos pidieron —desde hace unos años— mayores controles al acero de importación para evitar prácticas desleales, toda vez que se registra triangulación y subsidios sobre todo del acero que proviene de Rusia, Ucrania y de otros países asiáticos que ingresan su producto declarando un origen falso.

De enero a marzo, las autoridades mexicanas recibieron 14 mil avisos automáticos a nivel nacional de 697 empresas, pero solamente al 62% se les otorgó la clave correspondiente para realizar el despacho aduanero, y al 38% restante se les notificó que existían inconsistencias, de acuerdo con la Secretaría de Economía de México.

Pero, a fines del primer trimestre de 2014 y principios del segundo, el gobierno de México recibió cartas de sus homólogos estadounidenses en las que se les indicó que por errores de puntuación se les rechazaban las solicitudes.

Para los consorcios estadounidenses y canadienses como el American Iron and Steel Institute, el American Institute for International Steel y la Asociación Canadiense de Productores Siderúrgico, Arcelor Mittal, entre otras, los controles que aplica México a las importaciones de acero, dañan a la industria mexicana, ocasionan demoras y pérdidas económicas a los consorcios estadounidenses y canadienses.

Además de que se afecta la cadena de abastecimiento en América del Norte y se añaden costos a los productores de acero en Estados Unidos y a los fabricantes mexicanos que usan el material, aseguró en una carta, la representante comercial de los Estados Unidos, en funciones, Wendy Cutler.

Indicó que las solicitudes de licencias para la importación el gobierno mexicano las rechaza por “motivos menores como la puntuación”.

El gobierno de Canadá, a través de la embajada que tienen en territorio mexicano, dijo a las autoridades nacionales que si bien esos permisos de importación pretenden combatir el fraude y la elusión de cuotas compensatorias ocasionan “retrasos innecesarios” y restringen las exportaciones legítimas canadienses.

Las autoridades mexicanas ofrecieron otorgar los permisos en tres días en lugar de cinco, lo cual sigue revisándose por las autoridades y en cuanto se tome una decisión se publicará en el Diario Oficial de la Federación.

Pero, Arcelor Mittal, afirmó en una misiva que debiera de darse una respuesta automática, e inmediatamente debiera conocerse si se tiene o no el permiso.

Temas Relacionados
prevén agilizar importación acero