Casos Telmex-Dish y Uno TV, todavía pendientes

02/06/2016
01:56
-A +A

A casi tres años de iniciados los procesos de investigación, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) no ha resuelto si Uno TV, filial de Telmex, es televisión por internet, y si la empresa cometió una práctica indebida al facturar los servicios de Dish.

En agosto de 2015, Telmex informó que el IFT había dado inicio a diversos procedimientos jurídicos en su contra relacionados con posibles incumplimientos en su título de concesión, por la supuesta explotación, directa o indirecta, de una concesión de servicios de televisión al público en el país y por beneficiarse del must offer, es decir la retransmisión gratuita de señales de TV abierta, todo esto por el acuerdo comercial con Dish y por Uno TV.

Al respecto, Adolfo Cuevas, comisionado del regulador, comentó que la Unidad de Cumplimiento todavía no ha presentado el proyecto para que sea discutido en el pleno.

Sobre el tema, Dish fue contactado y dijo no tener comentarios, mientras que Telmex no estuvo disponible de inmediato para responder una solicitud de información.

Irene Levy, presidenta de Observatel, comentó que seguramente el instituto está analizando el asunto pues se trata de un tema complejo que requiere estudios profundos.

“No es un proceso sencillo, es un proceso largo, tardado, que supongo que están en medio de este proceso, más las presiones políticas y empresariales que el asunto tiene alrededor”, dijo Levy.

Recordó que el IFT ya resolvió el caso en materia de competencia económica y lo que queda pendiente es el punto de vista regulatorio.

“Se resolvió que no habían notificado, pero que la concentración no fue dañina; la parte regulatoria es complicada porque implica la posible revocación del título de concesión de Telmex”, explicó.

En enero de 2015 el instituto resolvió multar a Telmex por 14.4 millones de pesos y a Dish por 43 millones de pesos porque incumplieron la obligación de notificar una concentración, más no porque se tratara de una práctica dañina para el mercado.

Respecto al caso de Uno TV, donde el IFT debe resolver si se trata de un servicio televisivo, recordó que el regulador resolvió, en el caso de Alive, que Uno TV no se considera un servicio de televisión, por lo que hay que verlo en un contexto más amplio.

“Creo que el Instituto debe hacer un análisis más amplio en relación con el tema de OTT’s (Over The Top o TV por internet) en general y qué hacer con OTT’s en cuanto a la regulación, no sólo en cuanto a las concesiones, sino también respecto a contenidos”, destacó Levy.

La presidenta de Observatel destacó que otro factor que de seguro ha retrasado la decisión se debe a la salida de Gerardo Sánchez Henkel de la Unidad de Cumplimiento, que ahora dirige Carlos Hernández Contreras.

Jorge Fernando Negrete, presidente de la Asociación Mexicana de Derecho a la Información, resaltó que la autoridad se pronuncie sobre el tema pues surgen “nuevas formas de comunicación, nuevos tipos de negocios y formas de ejercer la libertad de expresión”.